Embajador venezolano irrita a senadores brasileños

BRASILIA (AP). Senadores brasileños reaccionaron hoy jueves con irritación ante una carta del embajador venezolano Julio García Montoya, quien criticó la lentitud del Congreso en aprobar el acceso de su país al Mercosur.

El diplomático envió la carta a la comisión de relaciones exteriores del Senado brasileño para excusarse de asistir hoy jueves a la última de cuatro sesiones convocadas para discutir el acceso de Venezuela a la unión aduanera que integra a Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay.

Los legisladores, molestos con la nota, acordaron devolverla al embajador por intermedio del ministerio de Relaciones Exteriores.

García Montoya acusó a los senadores de "limitar la discusión (sobre el ingreso de Venezuela al Mercosur) y el análisis del tema al juego de intereses de particularísima condición política".

Agregó que si persisten dudas para aprobar la presencia de Venezuela en el bloque, éstas "son de carácter ideológico y hasta personal", y aseguró que la falta de votación sobre el tema es "inconveniente para la consolidación de los intereses del Estado brasileño".

La cámara de diputados ya aprobó el acceso venezolano al bloque, lo mismo que los parlamentos de Argentina y Uruguay, y está pendiente de votación en el legislativo de Paraguay y el senado brasileño.

En éste último cuerpo legislativo, senadores de oposición han esgrimido argumentos contrarios al presidente Hugo Chávez para justificar su oposición a la presencia de Venezuela en Mercosur.

La carta fue enviada por fax al presidente de la comisión de relaciones exteriores del Senado, Eduardo Azeredo, quien la leyó ante sus colegas.

El senador y ex presidente Fernando Collor, uno de los más acérrimos oponentes al ingreso de Venezuela al Mercosur, fustigó su contenido al preguntar: "¿quién es él para juzgar conveniente o inconveniente al Estado brasileño el ingreso de Venezuela? Esta es una intromisión indebida".

Otros legisladores calificaron la misiva como "políticamente inhábil", "hostil" o "descortés".

Collor pidió un voto de censura al embajador, pero sus colegas de la comisión rechazaron la propuesta en una votación 5-4, y plantearon como solución enviar la carta de vuelta al diplomático venezolano.

El senador comunista Inácio Arruda salió en defensa del embajador y justificó su ausencia en la sesión por la presencia de dos opositores al presidente Hugo Chávez, el ex alcalde de Chacao Leopoldo López y el escritor Gustavo Tovar Arroyo.

El gobierno brasileño ha presionado por la votación en el senado, pero hasta ahora no hay fecha para que el tema sea sometido a voto.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes