G20 fracasa en llegar a un acuerdo sobre recursos para el FMI

CANNES, Francia (AP). Los líderes de las 20 economías industrializadas y emergentes más desarrolladas no pudieron acordar el viernes un mecanismo para incrementar los recursos del Fondo Monetario Internacional, a fin de poder contener la crisis de la deuda soberana europea, aunque reconocieron que deberían ser aumentados.

Los dirigentes intentaron llegar a un acuerdo en su reunión de dos días en este balneario de la Costa Azul francesa, ensombrecida por la crisis política de Grecia y los temores de que Italia, que aceptó la supervisión del FMI en la implantación de sus medidas de austeridad, sea incapaz de cumplirlas.

"Es importante que el FMI vea reforzados sus recursos", dijo a los periodistas el presidente de la Comisión Europea José Manuel Barroso. Empero, la decisión de reforzar las arcas del FMI fue postergada hasta febrero.

La ausencia de detalles decepcionó a los mercados, donde bajaron las acciones, los bonos y el euro. En especial, los intereses que tiene que ofrecer Italia en nuevas emisiones de bonos alcanzaron niveles preocupantes.

Según Barroso, los aumentados recursos del FMI estarían disponibles para ayudar a países de todo el mundo, no solamente los de la eurozona, indicio que Europa se afana por obtener ayuda de sus socios globales a fin de contener su crisis de la deuda soberana. La canciller alemana Angela Merkel dijo que ningún país fuera de la eurozona ha prometido aportar dinero al fondo de rescate de la región.

Barroso dijo que varios países han indicado que concederán créditos bilaterales al FMI, lo cual lo dotaría de más recursos sin obtener dinero de países renuentes como Estados Unidos.

La declaración final del G20 dijo que el FMI debería trabajar en los próximos tres meses en una cuenta especial destinada a la eurozona.

De esa forma, países como Estados Unidos, según el cual Europa debería costear sus propios problemas financieros, no debería aportar dinero alguno. Y podrían también hacerlo países como Rusia y Brasil, que mostraron interés en ayudar a la eurozona.

La declaración indicó además que el FMI debería encontrar la forma de emitir más derechos especiales de giro, la divisa de reserva del propio fondo que puede ser intercambiada por dinero en los bancos centrales de todo el mundo. Los DEG pueden ser creados y no requiere compromisos de los estados miembro del FMI.

"Cada día que sigue la crisis de la eurozona, cada día que no es solucionada, es un día que tiene un efecto negativo en el resto de la economía mundial", dijo el primer ministro británico David Cameron.

"El resto del mundo fuera de la eurozona dice "estamos dispuestos a hacer nuestra parte para ayudar a estabilizar la economía mundial. ... Pero no se le puede pedir al FMI o a otros países que sustituyas ellos las medidas que deben ser adoptadas dentro de la eurozona".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes