Irán en favor de reducir producción de petróleo

VIENA (AP). El ministro de petróleo de Irán dijo hoy sábado que la reunión de la OPEP el fin de semana debería decidir un recorte en la producción de crudo, añadiendo su voz a aquellos en la organización que han dicho que la oferta ha superado la demanda.

"Hay demasiado petróleo en el mercado", dijo Gholam Hossein Nozari en vísperas de una reunión ministerial de la Organización de Países Exportadores de Petróleo.

Otros miembros influyentes de la OPEP han dicho también que el grupo debería reducir la producción.

Aún así, no queda claro si desean rebajar las cuotas de extracción o si prefieren una solución de menor impacto en la economía global, como frenar la sobreproducción de algunas naciones.

Los recortes acordados por la OPEP desde septiembre buscaron sacar del mercado unos 4,2 millones de barriles diarios. Pero existe un acuerdo general de que los 10 miembros bajo cuotas de producción siguen superando por 800,000 barriles diarios el objetivo conjunto de producción de 25 millones de barriles.

No hay dudas de que los ministros quieren estimular los precios. Aunque éstos subieron después de alcanzar su nivel bajo de 30 dólares hace pocas semanas, un barril de crudo aún se cotiza a menos de un tercio de lo que se cotizaba el verano pasado. Eso está muy por debajo del nivel que permite a algunas de las naciones productoras no perder dinero, lo que podría afectar no sólo sus presupuestos nacionales, sino su producción de crudo.

Pero en momentos en que el mundo lidia con su peor crisis económica en décadas, los ministros de la OPEP saben que tienen que maniobrar con cuidado.

El crudo barato ha sido uno de los pocos puntos positivos en una economía mundial vapuleada por el desplome financiero que ha llevado a la peor recesión global en muchos años. Un recorte importante de la producción pudiera elevar los precios e incrementar los ingresos de la OPEP, pero a la vez agravar los problemas económicos en Estados Unidos y otros consumidores mayores.

Y esa reducción sólo profundizaría la percepción de que la OPEP solamente está interesada en ganancias, cualquiera que fuese el costo global. Pudiera además resultar mal en términos reales, al deprimir la demanda y volver a bajar los precios.

Pero si la OPEP no puede conseguir suficiente dinero para ampliar la producción, existe el peligro de un alza considerable de precios cuando la economía global se recupere.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes