Ministro francés del Interior pide clausurar UberPop

En un intento de apaciguar las protestas —a veces violentas— de taxistas enfurecidos por el servicio UberPop, el ministro francés del Interior dijo el jueves que ese servicio de transportación a bajo costo debe ser suspendido y que se darían órdenes para incautar sus vehículos.

Bernard Cazeneuve afirmó lo anterior después de que taxistas en huelga enojados por la pérdida de ingresos provocada por servicios baratos como UberPop bloquearon carreteras, quemaron neumáticos y golpearon automóviles en diversas partes de Francia.

Cazeneuve se reunió con representantes del sindicato de taxistas antes del anuncio en un intento por restaurar el orden. Dijo que 70 vehículos resultaron dañados, siete policías sufrieron heridas y se efectuaron 10 arrestos luego de que se interpusieran 30 denuncias legales contra UberPop.

Entre los que se vieron inmersos en las protestas estaba la cantante Courtney Love, que expresó su frustración en un tuit, en el que dijo fue emboscada en su viaje desde el aeropuerto y rescatada por dos hombres en motocicleta.

Cazeneuve indicó que se reunirá con autoridades de UberPop para decirles que su servicio "es ilegal".

"Por lo tanto, debe ser cerrado", afirmó. "El gobierno nunca aceptará la ley de la selva".

Los taxistas dicen que la compañía estadounidense Uber, en la que los clientes solicitan el transporte desde sus teléfonos celulares, les está robando su sustento. Las crecientes tensiones derivaron en hechos de violencia el jueves.

Los viajeros que se dirigían al aeropuerto y los que salían de éste caminaban junto a carreteras cargando sus maletas. Como las avenidas estaban bloqueadas, muchos no lograron llegar.

"Han emboscado nuestro automóvil y tienen a nuestro conductor como rehén", tuiteó Love. "Están golpeando los vehículos con bates de metal. ¿Esto es Francia? Estoy más segura en Bagdad".

Hasta el momento se desconocía en qué tipo de vehículo viajaba la cantante.

A pesar de los repetidos fallos contra UberPop, sus choferes han seguido recorriendo los caminos franceses y la compañía está reclutando conductores y pasajeros. Dice tener 400.000 clientes mensuales en Francia.

La policía antimotines obligó a los huelguistas a salirse del periférico que circunda a París, donde los manifestantes encendieron neumáticos en medio del paso y obstruyeron las rampas de salida a la hora de mayor tránsito.

Love escribió: "Le pagué a unos tipos con motocicletas para que nos sacaran, fui perseguida por una multitud de taxistas que arrojaban piedras, pasé junto a dos policías y no hicieron nada".

Posteriormente difundió una selfie en la que portaba un casco de motocicleta junto a sus dos rescatistas, que sonreían.

Cazeneuve exhortó a todos a mantener la calma el viernes.

Solicitó una reunión de funcionarios antifraude franceses el lunes para que implementen medidas con el fin de detener "de inmediato" que los taxis ilegales presten servicio. Solamente una decisión del Ministerio de Justicia puede prohibir la aplicación para UberPop, señaló.

El ministro denunció a Uber por no respetar las leyes fiscales, sociales y laborales francesas, y "con arrogancia no aplica ninguna de las normas legales de la república".

El servicio de librea de Uber, más caro, sigue siendo legal, pero es una fuente de intensa frustración para los taxistas franceses, los cuales pagan decenas de miles de euros por el permiso gubernamental que les autoriza operar un taxi, y enfrentan quejas de los clientes por su renuencia a cambios, como el uso de tarjetas de crédito y la geolocalización.

Los taxistas se quejan de que los servicios de librea como Uber los afectan a ellos injustamente, y en semanas recientes casi 100 taxistas de esta empresa han sido atacados, en ocasiones mientras transportaban pasajeros. Uno de ellos, muy irritado, sufrió una fractura en el rostro y un ojo morado después de que elogió a Uber.

"Hay gente que está dispuesta a todo con tal de detener a cualquier competencia", dijo Thomas Meister, portavoz de Uber. "Solo somos el síntoma de un mercado mal organizado".

Mientras tanto, el gobierno francés dijo que casi 500 casos legales han sido interpuestos en todo el país con quejas contra UberPop, el servicio de bajo costo. A varios choferes les han sido confiscados sus vehículos.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes