Ministros buscan maneras de consolidar recuperación económica

WASHINGTON (AP). Ministros de finanzas de todo el mundo buscaban maneras de reforzar la frágil recuperación económica global y de aliviar las disputas por el valor de las monedas nacionales, en la reunión anual del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial.

Los representantes de las 187 naciones que integran el FMI también intentaban preservar la cooperación aceitada que en 2008 ayudó a suavizar la amenaza de la peor recesión desde la Segunda Guerra Mundial y evitar un regreso a las políticas nacionalistas.

Los ministros participaban este sábado de sesiones del comité gerente del FMI y el BM.

El Grupo de los 7 principales países industrializados y el Grupo de los 20, que incluye las economías emergentes más importantes como China, India y Brasil, sostendrían reuniones paralelas durante el fin de semana en preparación para la cumbre del G-20 en Corea del Sur. Se espera que en Seúl, los mandatarios del grupo resuelvan varios de los temas que sus ministros intentan abordar.

"Nos reunimos en un momento clave, frente a un futuro muy incierto", dijo el director general del FMI Dominique Strauss-Kahn. "El crecimiento está volviendo, pero todos sabemos que es frágil y desparejo".

El directivo agregó que los ministros prometieron mucho a sus naciones, pero "no cumplimos lo suficiente. Así que necesitamos buscar el crecimiento, necesitamos buscar los empleos pero también necesitamos buscar el cambio" en el sistema financiero internacional.

Strauss-Kahn también abordó un tema que ha servido de fondo a la reunión de tres días, al decir que las amenazas de una guerra monetaria representan una amenaza particular a la recuperación. Instó a los ministros a dejar de intentar manipular sus monedas y a abandonar "esa idea de que las denominaciones pueden usarse como arma".El directivo dijo que es comprensible que algunos países quieran resistir la volatilidad e inestabilidad que producen los ingresos de grandes flujos de capital para proteger sus exportaciones, " pero ésta no puede ser una solución a largo plazo".El ministro canadiense de Finanzas James Flaherty dijo a la prensa que la economía global saldría perdiendo si los países conducen políticas monetarias destinadas a derrotar a sus vecinos y que generan represalias de otras naciones.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes