Presidente del BCE avizora lenta recuperación

BARCELONA, ( AP). El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, ofreció el jueves pocas promesas de ayuda rápida para la agobiada economía de la región y exhortó a los gobiernos a seguir por el camino de las severas reducciones de gastos.

Después de que los legisladores del BCE se reunieron bajo fuertes medidas de seguridad en España, Draghi dijo que la mayor esperanza de crecimiento reside en que Europa impulse a largo plazo una serie de profundas reformas económicas.

Entre esas se incluye un recorte de trámites burocráticos para las empresas y una reforma a las desequilibradas prácticas del mercado laboral que dificultan el despido de empleados, lo que hace que los jóvenes enfrenten una alta probabilidad de padecer el desempleo.

" Tenemos que colocar de nuevo al crecimiento en el centro de la agenda", dijo durante una conferencia de prensa después de que la junta directiva del banco mantuvo su tasa clave de intereses sin cambios, en un mínimo histórico de 1%.

Los pasos de austeridad necesarios para reducir la deuda afectan al crecimiento, y algunos gobiernos europeos ahora piden políticas que se enfoquen más en una actividad de estímulo económico.

Si bien insistió en la importancia de reducir los déficit la semana pasada, Draghi reconoció la necesidad de un " crecimiento compacto" que vaya de la mano de un acuerdo fiscal firmado a principios de año y que refuerza los límites de los gastos y déficit de los gobiernos.

Emitió su mensaje después de una reunión del BCE en Barcelona, una de las dos que el banco sostiene cada año fuera de su sede en Francfort para subrayar su estatus como una institución paneuropea. España enfrenta una recesión y una tasa de desempleo del 24% mientras el gobierno del nuevo primer ministro Mariano Rajoy recorta los gastos del país.

Ante el temor de una violenta protesta en contra de las medidas de austeridad, programada para coincidir con la reunión del banco, las autoridades españolas desplegaron 2.000 policías adicionales y reforzaron los controles fronterizos para el acto.

Miles de estudiantes en contra del aumento de las cuotas universitarias marcharon de la Universidad de Barcelona hacia un sector de la ciudad cercano al muy vigilado hotel donde se reunieron los integrantes del BCE. Sin embargo, los agentes bloquearon el acceso mientras un helicóptero de la policía sobrevolaba el sitio de la protesta. No se reportaron incidentes.

Curiosidades, videos, noticias y más de la Copa Mundial ¡AQUÍ!

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes