Sismo y tsunami le costarán caro a Japón

ETIQUETAS

SINGAPUR ( AFP). El terremoto y el tsunami del 11 de marzo podrían costarle a Japón un 4% de su Producto Interno Bruto (PIB), pero la reconstrucción de las zonas devastadas, que podría durar cinco años, impulsará el retorno de la actividad económica, indicó este lunes el Banco Mundial (BM).

Las dos catástrofes que han azotado al archipiélago hace diez días podrían costarle el 4% del PIB, según el último informe del Banco sobre la economía de Asia del Este y del Pacífico publicado el lunes.

" Si uno se basa en la experiencia pasada, el crecimiento real del PIB se verá negativamente afectado a mediados de 2011", indica el informe.

Pero el crecimiento volvería a reanudarse en los siguientes trimestres, " cuando los esfuerzos de reconstrucción, que podrían durar cinco años, se aceleren", predice la institución con sede en Washington.

Después de un crecimiento sostenido de varios trimestres desde el final de la recesión de 2008-2009, el PIB japonés cayó un 1,3% interanual entre octubre y diciembre de 2010.

Antes del sismo, la mayoría de los economistas vaticinaban que iba a recuperarse el primer trimestre del 2011.

Desde la semana pasada, Japón también lucha por evitar una catástrofe nuclear mayor en la central de Fukushima, que sufrió enormes daños por el tsunami del 11 de marzo.

Esta cascada de catástrofes provocó el desplome de la Bolsa de Tokio que perdió un 10,22%, mientras que la divisa nipona subía por las nubes.

La Bolsa de Tokio permanecía cerrada este lunes feriado, pero el yen se replegaba ligeramente ante el dólar y el euro en las primeras operaciones en Asia.

Los inversores parecían dudar si comprar yenes después de la intervención concertada de los bancos centrales de los países ricos del G7, el viernes, que llevó el dólar por encima de los 80 yenes, después de haber marcado el miércoles anterior su nivel más bajo desde la Segunda Guerra Mundial, a 76,36 yenes.

Según Vikram Nehru, economista del BM, las catástrofes japonesas podrían tener también un impacto en el resto de Asia, pese a que es demasiado pronto para estimar el coste.

"En el futuro inmediato, el impacto más importante será en términos de comercio y finanzas", según él.

El sismo de 1995 en Kobe ocasionó una caída del comercio japonés durante varios trimestres, pero un año después, las importaciones habían recuperado su nivel normal y las exportaciones alcanzaron el 85% de su nivel antes del terremoto.

" Pero en esta ocasión, la perturbación de las redes de producción, en particular en las industrias automovilística y electrónica, podría seguir siendo un problema" dentro de un año, advierte el Banco.

Grandes grupos como el gigante del automóvil Toyota y el de electrónica Sony han suspendido su producción en numerosas plantas después del sismo.

Algunas empresas han empezado a reanudar su actividad.

En este contexto, la filial surcoreana de General Motors, GM Korea, prevé reducir su producción esta semana en previsión de una posible falta de piezas procedentes de Japón.

Los precios de los 'chips' electrónicos, de los que Japón responde por el abastecimiento del 36% de la producción mundial, también han aumentado un 20% en algunas categorías, según el Banco Mundial.

Según el organismo internacional, el comercio del resto de Asia del Este con Japón representó el 9% del comercio exterior de la región estos últimos años.

Las exportaciones de la región podrían retroceder entre un 0,75 a 1,5% si el PIB japonés llega a caer entre un 0,25 y un 0,50%.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes