Sondeo AP-GfK: 37% de estadounidenses apoyan Ocupemos Wall Street

WASHINGTON (AP). Más de una tercera parte de los estadounidenses respaldan las protestas en Wall Street y muchos más _58%_ dicen estar furiosos con las políticas en el país.

El número de personas furiosas está creciendo en el país, sumido en un mar de profundo resentimiento, de acuerdo con el más reciente sondeo Associated Press-GfK.

Aproximadamente 37% de las personas respaldan las protestas que se han extendido desde Nueva York a ciudades en todo el país y en el extranjero, revela la encuesta, que ofrece una de las primeras miradas a cómo percibe la gente el movimiento llamado "Ocupemos Wall Street". Una mayoría de los que respaldan el movimiento son demócratas, pero la furia sobre las políticas del país es mucho más extendida, indica el sondeo.

"Tienen razones para estar molestos, tienen razones para protestar, pero están protestando contra las personas equivocadas", dijo Jan Jarrell, un custodio escolar retirado de 54 años, sobre los manifestantes en Nueva York. "Tienen que ira a Washington, ante el Congreso y la Casa Blanca. Son ellos quienes hacen las reglas".

"Ocupemos Wall Street" ha sido calificado de el contrapunto liberal al movimiento conservador Tea Party, que inyectó una enorme dosis de entusiasmo al Partido Republicano y le ayudó a ganar la Cámara de Representantes y más escaños en el Senado en las elecciones de 2010.

Aunque la crisis económica es la raíz de la furia contra el gobierno y las corporaciones, existen diferencias claves entre los dos movimientos.

El Tea Party generalmente dice que el problema es el gobierno y defiende la liberalización de los mercados. Los manifestantes en Wall Street generalmente consideran que el gobierno puede proveer soluciones y que el mercado libre se ha descontrolado.

De entre los estadounidenses que apoyan las protestas en Wall Street, 64% son demócratas, 22% independientes y 14% son republicanos. Quienes respaldan a los manifestantes tienen más a aprobar la gestión del presidente Barack Obama y desaprobar al Congreso que quienes no respaldan el movimiento.

En sentido más general, muchos más estadounidenses _58%_ dicen que están furiosos con las políticas del país que los que lo estaban en enero, cuando 49% expresaron ese estado de ánimo.

Lo que es más, casi nueve de cada 10 dijeron que están frustrados con la política y casi la misma proporción dijeron estar decepcionados, lo que indica que la gente está profundamente resentida por las peleas políticas sobre responsabilidades gubernamentales como aprobar el presupuesto federal y elevar el límite de la deuda federal.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes