Zonas necesitadas en EU no reciben primero el dinero

SABINAL, Texas (AP). Según el plan de estímulo económico del gobierno de Barack Obama, las comunidades necesitadas debían ser prioritarias en la distribución de fondos para reconstruir carreteras e impulsar la economía.

Pero no ha resultado así.

Las reglas requerían que los estados diesen prioridad a los condados considerados "económicamente necesitados". Pero menos de la mitad del dinero federal para carreteras anunciado hasta ahora se dirige hacia esas áreas de bajos ingresos y alto desempleo, según un análisis de The Associated Press de más de 16,000 millones de dólares en inversiones anunciadas por el Departamento de Transporte.

Lo que se suponía fuese un medio de canalizar dinero a zonas menesterosas ha mostrado lo contrario: el 53% de los fondos van a condados que no cumplen el requisito federal de zonas necesitadas.

"Si las zonas económicamente necesitadas reciben el dinero, es sólo por coincidencia", dijo el representante estatal demócrata Jim Dunnam, titular de un comité que supervisa el uso del dinero de estímulo en Texas.

Días después que Obama firmó la ley, las autoridades de transporte de Texas atestiguaron ante el comité de Dunnam que las condiciones económicas no eran un factor determinante en el proceso de selección. Desde entonces, más de 200 proyectos en Texas han empezado a recibir casi 1,200 millones de dólares en fondos federales de estímulo. Sólo el 44% ha ido a condados considerados económicamente necesitados.

"Uno quisiera poner énfasis en las áreas que necesitan esa ayuda", comentó el jueves el secretario de prensa de la Casa Blanca, Robert Gibbs.

Pero Gibbs desestimó el significado de canalizar dinero a los condados económicamente necesitados, aduciendo que los trabajadores allí podrían ir a trabajar a los condados vecinos.

Varios condados de Texas severamente afectados por la depresión económica no han sido designados para recibir fondos de estímulo según planes aprobados por el Departamento de Transporte en Washington.

En el condado rural de Terrell, los caminos se deterioran diariamente con la perforación de pozos petrolíferos y tráfico de servicio. Pero en el aislado condado del oeste texano, donde arrecian los despidos en la industria petrolera, los caminos no están en la lista para recibir ninguna ayuda financiera del plan de estímulo.

"Me encantaría recibir algo", dijo el juez Leo Smith, máximo funcionario administrativo del condado. Con resignación, Smith señaló que los centros de población como Dallas y Houston prevalecen en la competencia por la ayuda.

"Las zonas rurales, despobladas, que producen todo el petróleo y gas para que la gente en las ciudades maneje sus automóviles... también necesitan ser atendidas", afirmó.

El análisis de las zonas necesitadas pone a prueba uno de los requisitos del plan de estímulo: que las áreas necesitadas reciban tratamiento preferencial.

Los resultados varían notablemente de un estado a otro. En Luisiana, el 7% de los fondos anunciados hasta ahora van a zonas económicamente necesitadas. En la vecina Misisipí es 86%.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes