¿3-D o no 3-D? Discrepan realizadores de "Potter"

LONDRES (AP). "Harry Potter" no será en 3-D? Su protagonista, Daniel Radcliffe, siente exactamente lo contrario.

Radcliffe dijo que está encantado de que los cineastas y la distribuidora Warner Bros. hayan descartado sus planes de convertir "Harry Potter y las reliquias de la muerte: Parte 1" a 3-D. También espera que abandonen sus planes de 3-D para la segunda parte, que se estrena en julio del 2011.

"Si hay películas que no necesitan de ardides, son estas, y eso es lo que para mí es el 3-D", dijo Radcliffe en una entrevista. "Para mí, el 3-D no le agrega nada a la historia".

Sin embargo, sí agrega en términos de taquilla. Las cintas disponibles tanto en segunda como en tercera dimensión a menudo generan dos tercios o más de sus ganancias de sus versiones en 3-D, pues los fans están dispuestos a pagar un poco más para ponerse esos lentes grandes que dan una ilusión de profundidad a las imágenes.

Los cineastas se habían apresurado a crear una versión en 3-D de "Las reliquias de la muerte" a tiempo para su estreno cinematográfico de esta semana, pero hace poco dijeron que se les había acabado el tiempo.

"Invertimos enorme atención y cuidado a la versión en 2-D, la versión normal del filme", dijo el productor David Barron. "Simplemente no estábamos listos para sacar lo que podría verse como una versión mediocre sólo por tratar de generar más dinero".

¿Qué tanto más dinero? No hay manera de determinar con precisión cuánto habría agregado una versión en 3-D a las ganancias de la película, pero el productor David Heyman hizo su propio cálculo.

"Creo que entre 10 y 20%, probablemente. Sobre un filme que facturará 800 millones de dólares en la taquilla, eso es mucho dinero", dijo Heyman. "Warner Bros. tendrá que alterar sus proyecciones del cuarto trimestre porque no está disponible en 3-D".

Tan malo como le suene a los accionistas, es un raro ejemplo de calidad que triunfa sobre el comercio en la avara Hollywood. Warner Bros. presionó por una versión en 3-D pero al final terminó acordando desecharla una vez que los cineastas convencieron a los directivos del estudio de que el resultado sería inferior.

El director David Yates, quien filmó ambas partes de "Las reliquias de la muerte" simultáneamente, dijo que "muchas tomas individuales y piezas hermosas" de la primera parte se habían convertido a 3-D, pero otras escenas simplemente no lucían bien.

Con lo que los cineastas aprendieron con la primera parte, confían en que podrán ofrecer una versión en 3-D de la segunda que esté a la altura de "Harry Potter".

"Creo que será realmente bueno", dijo Yates. "Hemos estado trabajando con gente desde mayo en todo lo del 3-D, así que no estamos comenzando desde cero. Quiero que esto funcione. Realmente lo quiero".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada