Filme de Polanski favorito en Berlinale

BERLIN (AFP). Pese a su ausencia, el cineasta Roman Polanski era uno de los favoritos, con su película de suspense "The ghost writer" (el escritor de la sombra), en el 60º Festival Internacional de cine de Berlín, que llegó a medio camino este martes.

La mitad de los veinte largometrajes en concurso por el Oso de Oro, que será otorgado el 20 de febrero por el jurado presidido por el alemán Werner Herzog, han sido ya proyectados.

Presentado sin la presencia de su realizador, en arresto domiciliario en Suiza, "The ghost writer", en el que un escritor que sirve de amanuense descubre el sulfuroso pasado de su patrón, un ex primer ministro británico inspirado en Tony Blair, era la película preferida de los críticos alemanes interrogados por el diario berlinés Der Tagesspiegel.

También figuraba en el primer lugar de las opiniones de los críticos del mundo entero compiladas por el diario especializado Screen.

El diario británico The Times destaca "una película de suspense sumamente agradable con numerosas sorpresas" firmada "por un gran director". El filme fue acogido con "entusiasmo por los críticos y el público", recalca el periódico italiano La Repubblica.

El único que lo critica negativamente es Derek Elley, de la revista estadounidense Variety, que lo considera demasiado "literal", diciendo que Polanski "se contenta con transmitir la prosa trivial del escritor Robert Harris a la pantalla".

Elley lamenta también "la debilidad de la actuación" de Ewan McGregor y la "falta de credibilidad" de Pierce Brosnan en el papel del ex primer ministro británico.

Una pequeña crónica realista rumana, "Si me da la gana de silbar, silbo", también figuraba entre las favoritas, aunque algunos juzgan que su argumento tiene fallas.

El realizador rumano Florin Serban sigue las peripecias de un adolescente encerrado en un centro de reeducación, interpretado por George Pistereanu, un actor no profesional.

La película "Submarino", del danés Thomas Vinterberg, quien se dio a conocer hace doce años con "Festen", desataba también reacciones encontradas.

Mientras Screen ve "un drama pesado, pero intensamente espiritual" y el británico The Guardian una película "sincera y cautivadora", la revista profesional Hollywood Reporter la califica de "una crónica de la desesperanza sin el más mínimo humor que la aligere, ni cambios de ritmo".

Presentada el lunes, la película "El ladrón", del austriaco Benjamin Heisenberg, fue calurosamente acogida. Adaptada de una novela del escritor Martin Prinz, cuenta la historia de un atleta que atraca bancos.

Los otros largometrajes presentados en el concurso no han despertado mucho entusiasmo. El curioso humor y la interpretación bastante teatral de "Una mujer, un revólver y un restaurante de fideos", un remake de "Blood simple" de los hermanos Coen, del chino Zhang Yimu, dejó a los críticos escépticos.

Dos producciones estadounidenses independientes no convencieron: "Howl", un retrato del poeta Allen Ginsberg, y "Greenberg", en la que el actor Ben Stiller parece menos cómico que de costumbre, parecieron aburridas.

Entre los actores que podrían ganar premios, a medio camino de la Berlinale, figuran el austriaco Andreas Lust ("El ladrón") y dos suecos, Jacob Cedergren ("Submarino") y Stellan Skarsgard ("Un hombre que se puede amar"). Sólo la china Lisa Lu, la abuela enamorada de "Separados juntos" ha impresionado del lado femenino, ante la falta de otros papeles destacados.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada