Pitt: En el plató Tarantino es un Dios

SAN SEBASTIAN (AP). Brad Pitt y Quentin Tarantino se echaron flores mutuamente el viernes en el Festival de Cine de San Sebastián, donde su película "Inglorious Basterds" (Malditos bastardos) inauguró la sección Zabaltegi.

"En su plató, todo es sacrosanto, es como estar en Misa y él (Tarantino), es Dios", expresó Pitt en una conferencia de prensa, en la que dijo que trabajar en el sangriento filme de guerra fue "muy divertido".

"Tarantino tiene tanta energía que es imposible dormirse en el plató", añadió el astro de Hollywood, con una crecida barba, según Europa Press.

Tarantino, por su parte, recordó que desde el principio pensó en Pitt para el papel del lugarteniente Aldo Raine, líder de un grupo anti-nazi cuya misión es acabar con Adolfo Hitler y el Tercer Reich.

"Creí que me diría que no, pero lo que me dijo es que estaba disponible para cuando llegara un buen guión. Y eso me gustó", afirmó el director de "Pulp Fiction" y "Kill Bill".

Pitt indicó que con un guión como el de Tarantino "no quieres cambiar ni una coma" y que después de que hace una película no le preocupa la crítica.

"Hacer este papel fue perfecto para mí", señaló el actor de "El curioso caso de Benjamin Button" y "Doce monos".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada