"Posesión de Emma Evans" propone terror y exorcismo para 2011

ETIQUETAS

Madrid (EFE). El cineasta Manuel Carballo (Barcelona, 1974) estrena su segundo largometraje, "La posesión de Emma Evans", cien minutos de terror con exorcismos, demonios y terribles accidentes, que podrá verse en enero en EU, Japón y Canadá.

La película habla de la lucha de un cura (Stephen Billington) por liberar del demonio a su sobrina de quince años, Emma (Sophie Vavasseur), que lleva una vida relativamente normal con sus padres (Richard Felix y Jo Anne Stockham) y su hermano pequeño (Lazzaro Oertli) y que tiene por vecinos a sus tíos y a unos primos de su edad.

Pero también habla del inconformismo de los adolescentes de hoy, de las mentiras familiares, del riesgo, de la desconfianza, de la manipulación.

Las fuerzas que destruyen a los Evans son tan antiguas como la propia humanidad y van ligadas a la existencia o no de Dios y del diablo. La antecesora de "La posesión de Emma Evans" fue "El último justo" (2007) un thriller esotérico, de la que también fue guionista. El director reconoce que intentar hacer una película de este estilo después de "El exorcista" (1973), de William Friedkin, era arriesgado.

"La posesión de Emma Evans" se presentó en el Festival de Sitges y llega ahora a las pantallas españolas después de haberse vendido en más de 40 países.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada