Will Smith y Gabriele Muccino reunidos para hacer llorar

LOS ANGELES (AFP). El comediante Will Smith y el director italiano Gabriele Muccino volvieron a unirse después de "The Pursuit of Happyness" para estrenar esta semana junto a Rosario Dawson el drama "Seven Pounds" una historia de trauma y redención, según el protagonista.

Smith a sus 40 años es uno de los actores mejores pagados de Hollywood y que ha obtenido éxito como cantante, actor de televisión y héroe de superproducciones con el sello de la industria del cine estadounidense, pero son los dramas los que le han dado el reconocimiento en el séptimo arte.

Hacer "'Seven Pounds' para mí, también fue una nueva oportunidad de contar una historia sobre una idea central para el hombre que no deja de fascinarme: ¿cómo hacemos, como seres humanos, para sobreponernos a un gran trauma? ¿Cómo seguimos adelante cuando todo está mal en nuestra vida?", apuntó el actor nominado a un primer Oscar en 2001 por "Ali".

En esta película que se estrena el viernes en Norteamérica, y que según las propias palabras del protagonistas habla de "redención", Smith volvió a estar bajo las órdenes de Muccino, el cineasta de la versión italiana y hollywoodense de "El último beso" y "The Pursuit of Happyness" (En busca de la Felicidad, 2006), que dió al actor su segunda nominación para el Oscar en 2007.

"Las ideas que transmite acerca de hallar un propósito y sobre la acuciante necesidad de encontrarle un sentido a nuestra vida me atrajeron. Y este equipo que lidera Gabriele logra un acercamiento muy poderoso a las emociones humanas, saben cómo encontrarlas y cultivarlas", dijo Smith. Y agregó que la participación de Rosario Dawson y Woody Harrelson dan como"resultado una verdadera receta para el éxito".

Para Muccino, guionista, productor y director de cine hecho en Hollywood e Italia, esta última cinta "trata de un hombre paralizado por el dolor de una pérdida que recibe una oportunidad inesperada de vivir una nueva experiencia de vida" y advierte que tiene "una increíble carga emotiva".

"El intercambio de ideas y de inspiraciones, que fue tan poderoso en esta película, no hubiera sido posible con otra persona que no fuera Will Smith", agregó el director que dio una pequeña primera parte en el cine a Connor Cruise, el hijo de Tom Cruise y Nicole Kidman, quien interpreta el personaje de Smith de pequeño.

Para la actriz neoyorquina de origen cubano, Rodario Dawson la cinta era "un viaje que quería hacer".

"Los personajes me conmovieron con su autenticidad. Todos eran increíblemente reales. Así que hice muchas pruebas de reparto y me dediqué a asegurarme de que yo fuera parte de la producción", contó la actriz halagada por sus colegas en esta dramática historia.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada