Adjudican a Banksy mural sobre espionaje

El artista callejero Banksy podría haber atacado de nuevo dejando un mural con temática de espionaje en la ciudad donde tiene su sede la agencia encargada del espionaje electrónico en Gran Bretaña.

Una pieza hecha con esténcil apareció en una pared de la ciudad de Cheltenham, en el occidente de Inglaterra, retratando a tres hombres con gabardina, lentes obscuros y aparatos para espiar alrededor de una cabina telefónica, la cabina es de verdad.

En Cheltenham están las oficinas de GCHQ, la agencia de espionaje electrónico de Gran Bretaña. La organización secretista estuvo en el ojo del huracán después de que algunas de sus actividades fueran reveladas por el ex contratista de la Agencia de Seguridad Nacional Edward Snowden.

La GCHQ dijo el lunes que estaba "intrigada al igual que el resto de los habitantes de Cheltenham sobre la aparición de esta pieza de arte misteriosa".

Bansky no ha confirmado ser el autor del mural en su sitio de internet, pero la obra tiene muchas de sus características incluyendo su técnica de esténcil y su comentario social irónico.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes