Asesino de Lennon se dice avergonzado

BUFFALO, Nueva York, EU (AP). El asesino de John Lennon le dijo a las autoridades en su más reciente intento por salir de prisión que está avergonzado y que lamenta haber matado al ex Beatle hace casi tres décadas.

Mark David Chapman fue interrogado por la junta penitenciaria por quinta ocasión el 12 de agosto y de inmediato se le negó la libertad. Una transcripción de la audiencia fue hecha pública el martes.

Chapman, de 53 años, dijo a la junta que, a través de los años, se ha dado cuenta de la gravedad de lo que hizo, y cómo eso afectó no sólo a Lennon, sino a su esposa, hijos y a cualquier persona que lo haya conocido.

"Me di cuenta que ese hombre de 25 años (Chapman a esa edad), pienso que realmente no apreciaba la vida con la que estaba acabando, que era un ser humano", señaló. "Ahora a los 53 años siento que comprendo más profundamente lo que es una vida humana. He cambiado mucho", argumentó.

Al igual que en ocasiones anteriores, Chapman dijo a la junta de libertad condicional que estaba buscando notoriedad y fama para contrarrestar sentimientos de fracaso cuando decidió matar a Lennon.

"Yo sería algo, contrario a ser un don nadie; y ese fue mi razonamiento en ese momento", agregó Chapman.

El ex trabajador de mantenimiento de Hawai ha estado en prisión casi 28 años. Fue sentenciado a entre 20 años de cárcel y cadena perpetua luego de declararse culpable de homicidio. La decisión de la junta de apelaciones significa que permanecerá en la Instalación Correccional Attica de Nueva York por lo menos dos años más.

En su decisión, la junta formada por dos miembros negó su liberación "debido a preocupaciones por la seguridad y el bienestar público".

Chapman realizó cinco disparos el 8 de diciembre de 1980 frente al edificio de apartamentos de Manhattan donde vivía Lennon, y cuatro de los tiros alcanzaron al músico enfrente de su esposa, Yoko Ono, y otras personas.

Ono, quien ha escrito en ocasiones anteriores a la junta de libertad condicional argumentando en contra de la liberación de Chapman, no ofreció ningún testimonio esta vez.

Otras 50 personas sí lo hicieron, sin embargo, y 1,100 personas firmaron una petición oponiéndose a su liberación. Tres personas escribieron para pedir que sea liberado, dijo la semana pasada Heather Groll, vocera de la División estatal de Libertad Condicional.

La próxima presentación de Chapman ante la junta será en agosto del 2010.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes