Atribuyen una nueva paternidad al padre de Beyoncé

La figura de Matthew Knowles -padre de Beyoncé- se vio asociada durante muchos años a la trayectoria personal y profesional de su famosa hija al erigirse como la persona que le ayudó a dar sus primeros pasos en la industria musical, pero tras verse obligado a reconocer en 2010 que tenía un hijo ilegítimo de cuatro años, el progenitor de la popular cantante ha sido acusado en varias ocasiones de haber tenido otros hijos fuera del matrimonio de los que nunca habría aceptado su paternidad.

El último de estos casos salió a la luz ayer lunes cuando Taqoya Branscomb, de 30 años, acudió a los juzgados estatales de Texas para reclamar al progenitor de Beyoncé una indemnización económica para cumplir con las supuestas responsabilidades paternales de otra de sus hijas, quien según el testimonio de la joven también habría llegado al mundo hace casi cuatro años.

Además de la manutención, la citada Taqoba también pretende que Matthew Knowles corra con los gastos judiciales que ha tenido que abonar hasta el momento para dar visibilidad a su situación -como revela el portal de noticias Buzz Feed-, unas demandas que, en el caso de verse satisfechas, llevarían al padre de Beyoncé a vivir una experiencia similar a la que atravesó en 2010 cuando el juez le ordenó a pagar una elevada compensación económica a la madre del, por ahora, único hijo ilegítimo que ha reconocido.

Más allá de los 12 000 dólares al mes que tenía que abonar a Alexandra Wright para asegurar el bienestar de su hijo Nixon, lo cierto es que la revelación de la paternidad provocó ese mismo año que su mujer Tina Knowles tomara la decisión de separarse de él y de solicitar inmediatamente el divorcio, algo similar a lo que hizo un año después la propia Beyoncé, quien decidía despedirle y desprenderse de sus servicios como agente y portavoz oficioso.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes