Bohemio e histórico hotel Chelsea de NY a la venta

NUEVA YORK (AP). El Hotel Chelsea de la ciudad de Nueva York en el que el poeta Dylan Thomas quedó en coma antes de morir en 1953 y donde la novia de Sid Vicious fue asesinada en 1978 está a la venta, anunciaron el martes sus propietarios.

El hotel quedó inmortalizado en canciones como "Chelsea Morning" de Joni Mitchell y "Chelsea Girls" de Nico. Fue construido en 1883 y ha albergado por periodos cortos, y largos también, a generaciones de artistas y músicos. Entre sus huéspedes ilustres están Bob Dylan, Andy Warhol, Arthur Miller, Eugene O'Neill, Patti Smith, Jimi Hendrix y Jim Morrison.

Pero el futuro del hotel como terreno fértil para los creadores podría estar en duda después de que el grupo de familias al que ha pertenecido durante 65 años decidiera venderlo. Por ahora no han dicho cuál es la cantidad que piden.

"El hotel seguirá siendo un destino para la creatividad y el arte por siempre, eso es lo que lo hace tan especial", dijo el accionista Paul Brounstein en un comunicado. "Nada puede cambiar esto".

Pero los residentes dijeron que no saben nada sobre el futuro del hotel.

"No tenemos idea", dijo Zev Greenfield, un fotógrafo que ha vivido en el Chelsea desde 1974, cuando era adolescente. "La carta que nos enviaron no decía nada de lo que va a pasar a corto plazo".

El edificio de 12 pisos forma parte del Registro Nacional de Sitios Históricos. Lo caracterizan sus impresionantes balcones de acero y la escalera que recorre todos sus pisos. Fue construido como un edificio de apartamentos, pero ha sido un hotel desde 1905.

En la actualidad cuenta con 125 habitaciones de hotel donde las tarifas comienzan en 189 dólares la noche y 101 unidades residenciales.

"Es una comunidad maravillosa", dijo Brian Bothwell, un editor de películas que ha vivido en el hotel por 16 años.

Bothwell contó que su apartamento en el segundo piso fue la casa del músico Leonard Cohen en la década de 1960 y de la actriz y cantante Grace Jones en la de 1980.

"Los seguidores de Leonard Cohen tocan a mi puerta y me piden ver el apartamento", dijo. "Quieren ver la habitación".

Bothwell dijo que los residentes suelen llevarse bien con los huéspedes del hotel, como el caricaturista R. Crumb, que suele vistarlo con regularidad.

"La mayoría de la gente que se queda aquí por una noche o dos realmente respeta las artes", agregó Bothwell.

El cantante y compositor Alejandro Escovedo vivía en el Chelsea en el momento más obscuro del hotel, cuando Vicious, el bajista de Sex Pistols, fue acusado de haber matado a su novia Nancy Spungen.

Vicious, cuyo nombre verdadero era John Simon Ritchie, murió de una sobredosis de heroína meses después cuando estaba libre bajo fianza.

"Realmente cambió toda la atmósfera", dijo Escovedo por teléfono desde Kentucky, donde se encuentra de gira. "Había mucha más paranoia".Escovedo recordó un momento en el que compartió el elevador del Chelsea con Vicious, Spungen, el escritor Quentin Crisp y el diseñador de modas Charles James.

"Sólo pido que no se convierta en un Starbucks o algo por el estilo", dijo.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada