Cenicienta escocesa de 47 años cautiva corazones

LONDRES (AFP). En estos tiempos de crisis, las historias que provocan sonrisas o ilusiones son muy pocas, pero la de una desempleada escocesa de 47 años, cuyo vídeo en un concurso televisivo fue visto ya por cien millones de personas, ha cautivado los corazones en el mundo entero.

"A mis 47 años nunca he sido besada" por un hombre, confesó Susan Boyle hace 10 días al jurado del concurso "Britain's Got Talent", que no ocultó su menosprecio por la solterona sencillota y algo gorda, que provocó risitas sarcásticas entre el público cuando contó que vivía sola, con su gato Pebbles.

Pero todo eso cambio cuando Susan Boyle se lanzó a cantar, con voz prodigiosa, "I Dreamed a dream", tema de la obra musical "Los Miserables".

Una estrella nació esa noche en el ciberespacio, donde el vídeo en YouTube de la presentación de Boyle en el concurso de la televisión británica ITV ha sido visto ya unas 100 millones de veces, según calcula la edición electrónica de Mail on Line y el diario The Sun, el más leído en Gran Bretaña.

A modo de comparación, el discurso del presidente estadounidense Barack Obama, tras su victoria en las urnas en noviembre pasado, fue visto en la Red por 18,5 millones de personas.

"Internet no ha visto nunca algo como Susan Boyle, cuya popularidad en la Red se enrumba directamente a los libros de historia", escribió el diario Washington Post, destacando el inusitado fenómeno de masas.

La firma Visible Measures, que monitorea la audiencia en Internet, indica que clips relacionados con Boyle han sido visionados más de 85 millones de veces. "Susan le ha ganado a todos", subrayó un portavoz de esa firma.

Además, una grabación de ella cantando "Cry me a River", que fue hecha hace diez años, fue escuchada por cinco millones de personas desde que el Daily Record la dio a conocer, el viernes pasado.

Desde su presentación televisiva, Blackburn, la pequeña aldea escocesa donde vive Susan Boyle, se convirtió en sitio de peregrinaje para miles de sus nuevos fans, y su humilde casa es asediada diariamente por periodistas llegados del mundo entero.

La mujer que nunca fue besada y cuyo único sueño fue siempre dedicarse a cantar ha recibido incluso una oferta de 1 millón de dólares para aparecer en "una película para adultos", el término usado para designar los filmes pornográficos, reportó el diario New York Daily News.

Boyle ha recibido también ofertas para grabar discos. Incluso se ha reunido con directivos de la casa Sony BMG, admitió la nueva estrella, sin dar más detalles.

La enciclopedia en la Red Wikipedia acaba de crear una entrada para Susan Boyle, que ha sido consultada ya medio millón de veces. Y este fin de semana la entrevistó Larry King de la CNN, que tiene una audiencia multimillonaria.

Pero la Cenicienta escocesa mantiene los pies sobre la tierra, y sigue haciendo lo que siempre ha hecho: cantar para sus amigos, o mientras cuelga la ropa, cocina, jardinea. "Voy tomando todo con pasos muy pequeños, pasos de bebé", declaró este martes Boyle a la televisión Sky News.

"Hago todo esto en homenaje a mi madre. Si ella me pudiera ver ahora, estaría muy orgullosa", dijo.

Aún faltan algunas semanas para que finalice el concurso "Britain's Got Talent". Pero hay pocas dudas de quién lo ganará, según las casas de apuesta, o del éxito futuro de esta sencilla mujer que tiene una voz que envidiarían hasta los ángeles.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada