Dior desfila en las colinas de Los Ángeles

El glamur a la francesa envolvió el jueves por la noche las montañas de Santa Mónica en Los Ángeles con un desfile de la prestigiosa casa Dior, al que asistieron estrellas como Charlize Theron y Rihanna.

La presentación de la colección "Dior Salvaje" tuvo lugar en el parque natural Upper Las Vírgenes Canyon, adonde unos 800 invitados elegidos fueron conducidos en autobuses desde Beverly Hills y Santa Mónica, un trayecto de unos 45 minutos.

Estos paisajes bucólicos sirvieron de marco entre 1920 y 1950 a varios "westerns" y filmes emblemáticos como "Lo que el viento se llevó" (1939) y "Murieron con las botas puestas (1941).

Ahora, estas montañas forman parte de los alrededores del barrio de Calabasas, que atrae a numerosas estrellas de Hollywood como Jennifer López o la familia Kardashian-Jenner.

El lugar fue elegido por la creadora italiana Maria Grazia Chiuri, primera mujer a la cabeza de la dirección artística de las colecciones de alta costura y accesorios femeninos de Dior, un puesto que asumió el año pasado, tras partir de la firma Valentino.

Unas 50 modelos desvelaron una colección inspirada a la vez en las pinturas de la cueva rupestre de Lascaux, en Francia, de la pintora estadounidense Georgia O'Keeffe y de la sanadora chamán feminista Vicki Noble.

Los sombreros estilo bolero y las faldas plisadas se impusieron en el pase.

Coincidiendo con el 70º aniversario de la firma, Chiuri ha introducido un estilo más moderno y "rock'n'roll" en sus creaciones.

"Christian Dior vino en 1947 a Los Ángeles, dos años después de la guerra, para mostrar su colección. Por eso decidimos volver en el aniversario", dijo la italiana a la AFP.

"Normalmente lo primero que a uno le viene a la cabeza cuando piensa en Los Ángeles son las celebridades, Hollywood (...) pero hay otro aspecto, el natural, los espacios abiertos. Mucha gente ama este lugar -incluido Christian Dior- porque California es de alguna forma el paraíso", explicó.

La casa de modas había suscitado una gran expectativa en Instagram con videos y fotos de animales protegidos que habitan las montañas de Santa Mónica, así como de los ensayos en West Hollywood.

La víspera del show, Dior organizó una fiesta en el restaurante Gladstone's a la que asistieron Frieda Pinto de "Slumdog Millionaire", Kiernan Shipka ("Mad Men"), Jaime King ("Sin City") y Juno Temple ("Vinyl"), entre otros.

Antaño denigrada por la moda, la metrópoli californiana es considerada cada vez más como una importante escala para las firmas internacionales.

Saint Laurent presentó el año pasado en Hollywood su colección masculina para la temporada otoño-invierno y parte de su propuesta femenina ante estrellas como Ellen DeGeneres, Lady Gaga, Sylvester Stallone y Pamela Anderson.

Vuitton y Burberry también presentaron recientemente sendas colecciones allí.

La marca Tom Ford anunció el pasado mes de marzo que trasladaría a Los Ángeles el cuartel general de su creación femenina.

Los expertos coinciden en que el boom de la moda en la metrópoli californiana se debe a su gran concentración de celebridades, quienes necesitan ampliar continuamente su vestuario para estar a la altura de todas las citas con alfombra roja a las que asisten durante el año.

Además, estas estrellas tienen una gran influencia en las redes sociales, algo que beneficia a las marcas de la ropa que llevan.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes