Diseñadores hispanos entre los favoritos de Michelle Obama

NUEVA YORK (AP). Michelle Obama tiene una imagen tan sofisticada que los diseñadores sienten que se sacan la lotería cuando la primera dama luce un de sus prendas. Y a tres diseñadores hispanos ya les tocó el número de la suerte: Isabel Toledo, Narciso Rodríguez y María Cornejo.

"No lo podíamos creer", exclamó jubilosa la cubana Toledo luego de que Obama lució uno de sus modelos en la ceremonia de asunción del presidente Barack Obama.

Michelle Obama, elogiada por su estilo audaz y por su inclinación hacia diseñadores no muy conocidos, vistió trajes de Toledo, del también cubano Rodríguez y de la chilena Cornejo durante la campaña presidencial de su marido y sigue atrayendo la mirada del mundo entero desde la Casa Blanca.

Está claro que la publicidad beneficiará al trío de creadores. Pero para ellos el nuevo toque de modernidad y elegancia que representa su nueva clienta significa algo más.

"Creo que esto supone una importante apuesta por la cultura en general", señaló Toledo. "El hecho de que nuestra nueva primera dama apoye el talento es muy importante para Estados Unidos y marca los valores que siempre hemos defendido, como la evolución de las ideas. Esta libertad es esencial para el crecimiento de la cultura estadounidense".

Fue precisamente esta cubana de 49 años, radicada en Manhattan, quien diseñó el comentado traje amarillo que Michelle Obama lució durante la investidura de su esposo el 20 de enero en Washington.

"Mi inspiración fue permitir que la individualidad de Michelle brillara. Quise hacerla luminosa. El color de la lana de encaje está lleno de optimismo", señaló Toledo, quien describió a la primera dama como una mujer moderna, con una elegancia natural y sin artificios.

La misma Toledo no sabía qué atuendo luciría Obama hasta el último momento y se llevó una agradable sorpresa cuando la vio con su creación por televisión, acompañada por su marido Rubén, su suegro de 81 años, que le ayuda como sastre, y empleados chinos, coreanos, polacos y mexicanos, además de becarios de Qatar, Japón y Gran Bretaña.

"Imagínate qué orgullosos y honrados nos sentimos. Las Naciones Unidas de la moda viviendo ese momento histórico... Significó mucho para nosotros", explicó Toledo.

Para Cornejo, nacida en Chile y criada en Londres, resulta "muy halagador" ver a Obama lucir sus trajes, pero el momento crucial que se vive ahora en Washington supera cualquier vestido de gala.

"Se habla mucho de lo que ella lleva puesto, pero no es lo importante. Ella es mucho más que eso y ahora se trata de esta nueva etapa y de nuevas ideas", dijo la chilena, con un fuerte acento británico.

Obama apareció el pasado octubre en el programa "The Daily Show" de John Stewart con una chaqueta, falda y cinturón azul de Cornejo, y dos días antes de la toma de posesión lució una chaqueta violeta también creada por la chilena, quien dijo haberle enviado aún más prendas a la primera dama.

La diseñadora de 47 años, conocida por su estilo minimalista y sofisticado, indicó que no le importaría diseñar para otra Michelle, Bachelet, presidenta de Chile.

Narciso Rodríguez, otro diseñador que ha accedido al armario de la primera dama, acaparó titulares en noviembre como el creador del vestido negro con rojo que Obama lució la noche de la victoria electoral. Desde entonces, Obama ha sido vista con un vestido de seda y lana de color ciruela y un traje marrón claro diseñados por el cubano-estadounidense.

Su truco para el éxito parece simple.

"Cuando la economía está tan fea y con las cosas horribles pasando en el mundo, uno se inspira para crear algún tipo de belleza", señaló Rodríguez a la AP hace algunos meses.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes