Enrique Iglesias no se olvida de Anna Kournikova

Aunque en los últimos meses han sido contadas las veces en que se han dejado ver en público, el cantante Enrique Iglesias y su pareja, la exuberante Anna Kournikova, mantienen una de las relaciones más longevas y estables de la crónica social gracias a la "serie de reglas" con las que el intérprete es capaz de compaginar su exigente agenda laboral con las necesidades que se derivan de su idílico romance.

"Tengo una serie de reglas que me ayudan a mantener el equilibrio entre el trabajo y mi vida personal. Aunque esté recorriendo el mundo con giras, presentaciones o cualquier evento promocional, siempre tengo claro que en 10 o 15 días tengo que volver a casa para estar con mi pareja. Es muy importante para mí contar con esos días de privacidad, es muy saludable para nuestra relación", reveló el hijo de Julio Iglesias al canal STV, cadena de televisión escocesa.

El famoso artista demuestra que, más allá de las satisfacciones que le proporciona su prolífica carrera musical, los 10 años de sólida convivencia que mantiene con la extenista rusa constituyen uno de los mejores regalos que le ha brindado su etapa de madurez, pese a que en ningún momento compartió con su chica la afición por el tenis que Anna convirtió en su profesión durante la década pasada.

"Para qué os voy a engañar, la verdad es que el tenis no fue nunca uno de mis deportes preferidos, pero la razón por la que no solía acompañarla a sus campeonatos era porque me ponía muy nervioso verla jugar. Estuve una vez en el US Open durante uno de sus partidos y me tuve que marchar un rato porque estaba desquiciado. Jamás fui a Wimbledon y jamás se me ocurrió volver a un torneo de semejante magnitud", aseveró en la misma entrevista.

La animadversión que el astro de la música siente hacia los deportes de raqueta contrasta notablemente con la pasión por el fútbol que despliega en todo tipo de circunstancias, algo de lo que hizo gala recientemente en Twitter al asegurar que pasaría buena parte del fin de semana animando a los equipos latinos en su lucha por pasar a la siguiente ronda del Mundial de Brasil.

No obstante, si hay algo que es capaz de sacar el lado más entusiasta del artista, esa es la posibilidad de que pronto se presente en su España natal para presentar las canciones de su exitoso disco 'Sex + Love'.

"España, tengo una sorpresa muy importante que daros, pero todavía tendréis que esperar un poco para saberlo", reza el críptico mensaje transmitido por Enrique por medio de su cuenta oficial, un comentario que ya ha suscitado todo tipo de especulaciones entre los fans.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes