George Clooney valora la vida de su esposa Amal más que la suya propia

Desde que conoció a su flamante esposa, la reputada jurista Amal Alamuddin, y se embarcó con ella en una emocionante aventura sentimental que, en 2014, desembocó en una boda por todo lo alto y, tres años después, en la llegada de los dos primeros hijos de la pareja, los mellizos Ella y Alexander, el actor George Clooney ha visto cómo su vida e incluso su percepción de sí mismo han cambiado por completo.

Tanto es así, que el propio intérprete ha reconocido abiertamente haber pasado en estos años de tener una actitud centrada fundamentalmente en sí mismo y en sus prioridades personales, a dedicar todo su tiempo y su atención en la mujer que le ha robado el corazón, así como a sus dos adorables retoños, hasta el punto de valorar sus vidas mucho más que la suya propia.

"Antes de que tuviéramos a los mellizos, sentía todo eso por Amal, es decir, esa sensación de que no dudaría en sacrificarme por ella. Cuando la conocí y me enamoré de ella, enseguida tuve claro que de su vida significaba para mí mucho más que mi propia vida. Jamás había experimentado eso antes", ha confesado emocionado en conversación con el presentador David Letterman, dejando patente que su anterior faceta de galán de Hollywood ha dado paso a la de marido y padre devoto.

Semejante declaración de amor hacia su mujer y sus hijos llega solo una semana después de que el astro del cine y Amal disfrutaran de una romántica escapada vacacional de 24 horas en la localidad costera de Big Sur (California), un viaje cuya breve duración se explica precisamente por el deseo de ambos de no separarse más de un día de sus retoños.

Pocos días antes, George Clooney revelaba públicamente que el día en que tuvo la oportunidad de conocer a la que terminaría siendo su esposa fue exactamente el mismo en que lo hicieron sus padres, ya que no dudó en invitar a varios amigos a su casa -entre los que se encontraba Amal como acompañante de uno de ellos- al mismo tiempo que sus progenitores se estaban hospedando temporalmente con él.

"Un amigo mutuo que tenemos mi representante y yo me dijo que si podía llevar a una amiga a mi casa y yo le contesté: 'Por supuesto'. Luego me llamó precisamente mi agente y me dijo: 'Acabo de conocer a la mujer que va a ir a tu casa, y sé que acabarás casándote con ella'. Y lo más gracioso de todo es que en ese momento mis padres se estaban quedando unos días en mi casa. Y la verdad es que fue todo muy bien, nos quedamos charlando todos hasta bien entrada la madrugada y luego me dio su correo electrónico porque quería pasarme unas fotos que había tomado de mis padres. Y a partir de ahí empezamos a hablar", contaba el actor.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes