Guillermo y Catalina de Cambridge, ¿preparados para reinar?

La sorprendente abdicación del rey Juan Carlos en España y la inminente llegada al trono de los príncipes de Asturias, Felipe de Borbón y Letizia Ortiz, no solo ha generado un intenso debate político en la península ibérica, sino que también parece haber removido levemente los cimientos de una institución tan arraigada y sólida como la monarquía británica, hasta el punto de que en la opinión pública del país ya se ha planteado la posibilidad de que una pareja tan joven como la formada por Guillermo de Inglaterra y su esposa, Catalina de Cambridge, pueda acceder al trono antes de llegar a la década de los 40 años de edad.

Aunque una parte significativa de la población británica ya se declaró favorable a que los duques de Cambridge sustituyeran al príncipe Carlos en la línea sucesoria de la corona cuando contrajeron matrimonio en 2011, algunos analistas y expertos vinculados a la casa real aseguran que la situación española -la ascensión al trono de una pareja joven y conectada con los nuevos tiempos- no es por el momento extrapolable a un país tan tradicional y cauto como el Reino Unido.

"La verdad es que yo no veo demasiadas similitudes entre Felipe de Borbón y el príncipe Guillermo, para empezar porque les separan más de 10 años de edad. Mientras que Felipe tiene una gran preparación académica y militar, sobre todo en el plano económico, Guillermo todavía tiene que seguir estudiando y aprendiendo mucho para ponerse en la misma situación, aunque hay que decir que Guillermo ha servido en el ejército y Felipe nunca lo ha hecho", aseguró Dickie Arbiter, antiguo jefe de prensa del palacio de Buckingham, en el programa matutino 'Good Morning Britain', del canal británico ITV.

El mismo experto se atreve también a establecer ligeras comparaciones entre la futura reina Letizia y una duquesa Catalina con la que podría llegar a coincidir en los tronos de sus respectivos países más pronto que tarde, aunque en este caso Dickie Arbiter solo ve similitudes relacionadas con el compromiso absoluto que ambas han demostrado con la monarquía desde que se integraran totalmente en la dinámica de sus respectivas casas reales."Letizia y Catalina solo tienen en común el hecho de que no tienen sangre azul, que son princesas del pueblo.

Mientras que Letizia tenía una carrera notable como periodista y presentadora de televisión, Catalina no ha llegado a ejercer profesionalmente desde que saliera de la universidad. Tampoco veo en este caso demasiados elementos de unión, más allá de que las dos son jóvenes y de que lo han dejado todo para cumplir con su papel", explicó el que fuera responsable de todas las comunicaciones de palacio, antes de zanjar el debate sucesorio en Gran Bretaña haciendo referencia a las energías que todavía exhibe Isabel II a sus 88 años."La reina seguirá reinando hasta su último aliento, como ya ha dicho en tantas ocasiones", aseveró convencido.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes