Guillermo y Kate voltean panqueca en visita a Belfast

BELFAST, Irlanda del Norte (AP). Kate Middleton volteó una panqueca y, sorprendentemente, la atrapó de vuelta en el sartén.

El príncipe Guillermo y los presentes se dieron cuenta de que algo especial estaba pasando.

"Mi corazoncito está latiendo a mil luego de conocer a Kate", dijo Gloria Lowry. "Es totalmente hermosa y Guillermo es tan guapo. Hacen la pareja perfecta".

La pareja realizó su tercera salida en público en las últimas semanas con su viaje a Irlanda del Norte, completando una gira que los ha llevado a lo largo del Reino Unido e Irlanda del Norte. El mes pasado, los futuros esposos fueron a Gales y Escocia.

A su llegada al aeropuerto de la ciudad George Best fueron recibidos por el alcalde Pat Convery y Mary Peters, quien fue medalla de oro en el pentatlón de las Olimpíadas de 1972 y ahora se desempeña como teniente de Belfast.

A las afueras del capitolio, un grupo animó a Guillermo y Middleton mientras se turnaban para darle vuelta a una panqueca, el platillo típico que se come en la localidad en el martes de carnaval, la víspera del inicio de la Cuaresma católica, que comienza con el Miércoles de Cenizas.

Mujeres del Fondo de ayuda para el Cáncer Infantil de Irlanda del Norte facilitaron la panqueca y el sartén como parte de un evento para recaudar dinero, sin saber que iban a conocer al príncipe y su prometida.

Middleton, con una sonrisa de cachete a cachete, saludó a la gente que quería darle un apretón de manos. Llevaba un abrigo color crema con vuelo en el dobladillo, medias negras tupidas y zapatos de tacón del mismo color.

Tim y Patricia McCormick, maestros de Texas, Estados Unidos, estaban en la zona investigando sus lazos familiares cuando un policía les informó de la visita real.

"No puedo creer lo que acaba de pasar", dijo Tim McCormick. "No puedo creer que acaban de pasarnos por al lado".

"Estoy muy impresionado con los dos", agregó. "Son una pareja encantadora, encantadora. Ambos parecen muy amables y dulces. ¡Ciertamente les sorprendió toparse con alguien de Texas!".Algunos en la multitud ya sospechaban que habría una visita de la realeza. Rebecca Fletcher, de 11 años, no fue a la escuela. Al ver a la futuro novia, gritó "¡Katie!" y le ofreció un ramo de narcisos.

"Eres una joven tan afortunada. ¡Qué envidia!", le dijo la niña.

"Soy muy afortunada", señaló Middleton. "Es un hombre muy bueno y no puedo esperar para pasar el resto de mi vida con él".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada