Gwen Stefani convenció a Blake Shelton de que aceptara el título de "Hombre más sexy del mundo"

Una semana después de que la revista People anunciara por todo lo alto que el cantante de música country se había hecho este año con una de las distinciones más conocidas que otorga este medio, nada menos que el título de 'Hombre vivo más sexy del mundo', en las redes sociales todavía sigue debatiéndose con intensidad si el destinatario del premio de este año es el más acertado o no.

Pero al margen de la división de opiniones de los internautas, resultaría mucho más interesante conocer cómo reaccionó en un primer momento el protagonista de esta historia tras convertirse repentinamente en el centro de todas las miradas, una incógnita que ha tenido que despejar finalmente, no él, sino su pareja Gwen Stefani.

"La verdad es que no se siente nada cómodo ante este tipo de situaciones, esto no es lo suyo", comentó la que fuera líder de No Doubt a su paso por el programa de Jimmy Fallon, para revelar a continuación que tuvo que ser ella quien animara a su novio a despojarse por un momento de su tradicional timidez para disfrutar a lo grande de semejante triunfo: "Me siento responsable de lo que ha ocurrido, porque fui yo quien le convenció para que lo aceptara", aseguró.

Y para poner claramente de manifiesto que la envidiable relación de la que disfrutan desde hace dos años Gwen y Blake -y por la que no muchos apostaban en sus comienzos debido a sus perfiles en apariencia opuestos- no podría estar más consolidada a día de hoy, la estrella del pop ha ofrecido todo un ejemplo de la vida tan apacible y hogareña en la que ambos están inmersos, y de la que también participan los tres hijos -Kingston (11), Zuma (9) y Apollo (3)- que la artista tiene de su anterior matrimonio con Gavin Rossdale.

"Sinceramente, es uno de los hombres más complicados en lo que a hacerle regalos se refiere, porque es muy alto y muy grande. No cabe en ninguno de los sillones que tengo en casa, así que le he dicho que esta Navidad le voy a regalar un buen sofá. Ese va a ser su regalo navideño y espero que así se sienta algo más cómodo en Los Ángeles", bromeó la artista en la misma conversación, dejando patente que al oriundo de Oklahoma todavía le está costando aclimatarse al estilo de vida californiano.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes