Katherine Heigl muestra la realidad tras las recuperaciones de las famosas

Tras convertirse en madre por tercera vez con su primer embarazo, la actriz Katherine Heigl no tardó en reaparecer en público presumiendo de la que parecía ser a todas luces su antigua silueta de infarto, la misma que le ayudó a conseguir el papel de una médico residente que había trabajado anteriormente como modelo de ropa interior en la serie 'Anatomía de Grey'.

Sin embargo, la intérprete ha querido hacer ahora todo un ejercicio de sinceridad en su cuenta de Instagram acerca de su recuperación aparentemente milagrosa -e, indirectamente, de las que suelen protagonizar sus compañeras de profesión después de dar a luz- para revelar que no es oro todo lo que reluce y que, hasta hace cuestión de semanas, no había conseguido los resultados esperados con el duro entrenamiento y la estricta dieta que ha seguido.

"Han pasado casi catorce meses desde que nació Joshua Jr y me ha llevado casi todo ese tiempo volver a ponerme en forma", arranca el largo texto que la intérprete ha compartido en su cuenta de Instagram acompañado de tres imágenes tomadas en distintos momentos de ese período de tiempo.

"La primera foto me la saqué al mes de que naciera; la segunda casi un año después y la tercera es de este mismo fin de semana. Me gustaría tener alguna más entre la primera y la segunda para que pudierais ver lo realmente lento que fue el proceso pero... Durante esos meses estaba ocupada tapándome, y no posando en ropa interior", explica, otorgando el crédito del estupendo aspecto que lucía en la alfombra roja al buen hacer de su estilista y a una cuidada elección de vestuario.

En el texto que acompaña la publicación, Katherine habla también de la frustración que experimentó según iban avanzando los meses y la pérdida de peso o la recuperación de sus músculos resultaban menos evidente que en la primera etapa, aunque a la vista está que finalmente ha conseguido su objetivo.

La guapa rubia, que en breve se unirá a la octava temporada de la serie 'Suits' tras la salida de Meghan Markle, ha citado como su principal motivación su deseo de sentirse "en forma, fuerte y sexy" y de disfrutar poniéndose un bikini en las vacaciones que está a punto de tomarse, antes de regresar al trabajo.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes