Michelle Obama vuelve a elegir a Naeem Khan para gala oficial

EU (AP). Para uno de los primeros actos del verano, próximo a llegar a Washington, la primera dama Michelle Obama reavivo el glamour con su vestido para la cena de Estado del martes en la Casa Blanca en honor de la canciller alemana Angela Merkel

La señora Obama deslumbraba en su vestido largo color marfil del diseñador estadounidense Naeem Khan. La prenda tenía un cuello en "v" y una falda recta adornada con cuentas plateadas, lentejuelas blancas e hilo metálico en patrones geométricos. Con el vestido la señora Obama retomó lo que al parecer es su estilo favorito para la temporada: piezas sin mangas que destacan sus famosos brazos tonificados.

Khan también diseñó el vestido que la señora Obama utilizó en la primera cena de estado que ofrecieron ella y el presidente Barack Obama para el primer ministro indio en 2009. Su atuendo del martes recordaba algo ese vestido, que fue considerado un triunfo de su estilo.

Como complemento optó por brazaletes dorados del diseñador Alexis Bittar.

"Uno sabe que ella hará una declaración sobre la moda y que será inusual o ligeramente extravagante, pero esto combina con su personalidad festiva y vibrante", dijo la comentarista de modas Mary Alice Stephenson, que asesora a Khan y ayuda al estilo de las pasarelas del diseñador. "Es una moda alegre y uno quiere verla".

Stephenson dijo que Khan fue una buena elección para la primera dama porque puede tener algo refinado sin dejar de hacer guiños a las fantasías de la moda. "Al igual que la señora Obama, sus ropas emanan vida, son clásicos pero con un giro distintivo".Su uso distintivo de cuentas da el signo de admiración que la señora Obama gusta agregar a su ropa, dijo Stephenson.

El blanco se ve excelente en la primera dama, especialmente con una silueta clara, agregó.

La señora Obama también eligió un vestido blanco de Tom Ford el mes pasado cuando asistió a una cena ofrecida por la reina Isabel II de Gran Bretaña.

En contraste, la mayoría de los invitados a la cena de estado en el Rosedal de la Casa Blanca llevaron prendas negras, grises o azul marino. La excepción fue la líder demócrata de la Cámara de Representantes Nancy Pelosi, que rescató de su armario un traje blanco de dos piezas con falda de Thierry Mugler.

"Es muy viejo", dijo.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada