Niños de Jackson enfrentan trauma tras su muerte

CHICAGO (AP). Sin importar lo inusuales que hayan sido sus vidas hasta la fecha, ahora los hijos de Michael Jackson enfrentan un trauma experimentado por todos los niños que pierden a un padre repentinamente.

El que los jóvenes Jackson logren superarlo depende del resto de los adultos que permanecerán en sus vidas y de que ellos puedan crearles un ambiente de estabilidad y seguridad, dijeron expertos en salud mental.

Los retos son especialmente elevados para los niños de Jackson, sin una madre en el panorama, asuntos por resolver sobre quién será el tutor, y preguntas sin responder que van desde el presunto uso de drogas por parte de Jackson hasta si él fue realmente el padre biológico.

Eso sin mencionar las excentricidades del cantante antes de su muerte, tales como su fijación con Peter Pan y las drásticas cirugías plásticas a que se sometió, así como las acusaciones de que cometió abuso sexual infantil, lo cual nunca fue comprobado.

El público sabe poco sobre los niños: Michael hijo, de 12 años; Paris, de 11, y Prince Michael II, de 7.

Todos nacieron mucho después de que Jackson alcanzara la cúspide de su carrera y él los mantuvo velados _en ocasiones literalmente_ de los ojos de los curiosos. Se desconoce si son resistentes o especialmente vulnerables a un trauma emocional.

Una cosa sí es segura: "La pérdida de un padre es una catástrofe" para cualquier niño pequeño y los hijos de Jackson necesitarán ayuda para hacer frente a eso, dijo el doctor Stuart Goldman, un psiquiatra del Hospital Infantil de Boston y la Facultad de Medicina de Harvard.

"Es necesario retirar a los niños de los reflectores y reducir al mínimo cualquier exposición suya a la televisión o los medios de comunicación", dijo el doctor Louis Kraus, director de psiquiatría infantil y de adolescentes del Centro Médico de la Universidad Rush, en Chicago. "Las distorsiones de lo que vean allí no serán saludables".

El testamento de Jackson nombra a la madre del cantante, Katherine Jackson, de 79 años, como la tutora de los niños. Desde la muerte del "Rey del Pop" el 25 de junio los niños han estado viviendo con ella y otros parientes en el complejo de la familia en Encino, un suburbio de Los Angeles.

Un abogado del cardiólogo de Jackson dijo que los niños solicitaron y se les permitió ver el cadáver del músico después de consultar con un psiquiatra.

Demy Kamboukas, experto en traumas y científico en el Centro de Estudios Infantiles de la Universidad de Nueva York, dijo que ver el cadáver de un padre tras la muerte repentina de éste no es necesariamente traumático, pues puede ayudar a decirle adiós y a que se consolide la idea de que ya no está con ellos.

Kamboukas y otros expertos en salud mental recomiendan asesoría psiquiátrica para niños que han experimentado la muerte de un padre.

Muchos niños superan el profundo dolor y logran manejar bastante bien la muerte de un progenitor, dijo la doctora Sharon Hirsch, psiquiatra de la Universidad de Chicago.

Los hijos de Jackson también podrían lograrlo, "siempre y cuando la familia se una en torno a ellos y los siga amando y apoyándolos... pero no será fácil", agregó.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada