Robbie Williams se desvive por su esposa

Aunque se encuentra inmerso en una exigente gira europea con la que presenta las canciones de su nuevo disco, 'Swings Both Ways', el cantante británico Robbie Williams está muy pendiente del estado de salud de su esposa, Ayda Field, sobre todo ahora que la actriz ha empezado a sentir las primeras náuseas derivadas de su segundo embarazo.

"Ayda se encuentra bien, en general, aunque últimamente no ha dejado de tener náuseas a primera hora de la mañana. Pero para eso estoy yo, para apoyarla en esos momentos y hacer que la gestación sea lo más llevadera posible", aseguró el intérprete a la revista heat.Pese a los leves contratiempos por los que atraviesa Ayda, tanto la mujer del artista como su primogénita Teddy se han propuesto acompañarle en sus viajes por el continente hasta que se agoten sus energías, algo que llena de orgullo a Robbie Williams y que le sirve para presumir de la estabilidad familiar de la que disfruta en esta etapa de su vida.

"Ayda y mi pequeña Teddy han estado conmigo en casi todas las paradas de la gira, y seguiremos adelante con esta dinámica tanto como podamos. Obviamente, llegará un momento en el que se tendrán que quedar en casa por razones de seguridad, y será a partir de ahí cuando empiece a echarlas mucho de menos. Al principio me sentiré aliviado, porque podré jugar a los videojuegos sin restricciones, pero después me voy a sentir muy solo", aseguró el que fuera vocalista de Take That.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes