Sofía Vergara no puede resistirse a los dulces

Aunque la exuberante colombiana se había propuesto reducir la ingesta de pasteles y otros alimentos calóricos para empezar con buen pie el nuevo año, en solo tres días Sofía Vergara no solo ha conseguido romper su promesa sino que, sin mostrar arrepentimiento alguno, no ha dudado en compartir con sus seguidores de las redes sociales los perjudiciales efectos de su escasa fuerza de voluntad.

"Estamos a 3 de enero y ya he roto uno de los propósitos de año nuevo más importantes. Voy a comerme una deliciosa tarta por cortesía de 'Papery and Cakery' [famosa cadena de pastelerías de Estados Unidos]", reveló la estrella televisiva a través de su cuenta oficial de Twitter.Es probable que muchos de sus fans hayan recibido con satisfacción la noticia del recobrado apetito de Sofía Vergara, ya que muchos le advirtieron en las semanas previas a las fiestas navideñas de que había perdido demasiado peso últimamente y, como consecuencia, buena parte de su envidiable atractivo físico."No me puedo creer que Sofía Vergara se haya quedado tan delgada. Ella encarnaba a la perfección el prototipo de bomba latina que tanto nos gustaba. Estoy bastante decepcionada porque era todo un referente para mujeres como yo", comentaba una de sus admiradoras en medio de un encendido debate en las redes sociales.

Más allá de los cambios que ha experimentado la actriz en el plano físico, otro de los temas que mantienen en vilo a su amplia base de fans hace referencia a su relación sentimental con Nick Loeb, sobre todo porque ninguno de los dos parece tomar la iniciativa a la hora de acelerar los planes de boda. El hecho de que la pareja haya pospuesto su esperado enlace hasta finales de este año ha generado un sinfín de rumores sobre el hipotético deterioro de su romance, unas especulaciones que ganaron intensidad cuando la intérprete sudamericana se dejó ver a finales de diciembre sin su anillo de compromiso. No obstante, sus allegados confían en que todo se resuma a una mera pelea sin importancia."Sofía no ha cancelado la boda con Nick, solo han tenido algunas desavenencias sobre cuándo debería celebrarse el enlace. Los dos están muy enamorados, pero tampoco tienen prisa ni necesitan acelerar todo el proceso. Desde luego, lo que no quieren es vivir bajo presión", revelaba una fuente a la revista Star.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes