Vuelos de United Airlines en EEUU seguirán retrasados varios días

CHICAGO (AP). Podrían pasar varios días más antes de que miles de viajeros varados logren llegar a sus destinos después que un sistema informático de United Airlines se descompuso durante varias horas, dando lugar a cancelaciones generalizadas el viernes por la noche.

Un "problema de conectividad de red" no especificado fue solucionado y los vuelos se reanudaron en las primeras horas del sábado, pero la aerolínea dijo que los retrasos de vuelos podrían persistir todo el fin de semana. Además, con vuelos casi repletos, había poco espacio para los pasajeros cuyos vuelos fueron cancelados.

"Literalmente no hay dónde ponerlos", dijo el analista de aerolíneas Robert Mann. "Hay muy pocos asientos vacíos en los vuelos que están operando", agregó.

Los aviones de United ya tenían un promedio de ocupación de 86,8% en mayo.

Para tratar de aliviar la congestión, la aerolínea permitió que aquellos pasajeros con billetes para vuelos programados el sábado cancelaran o retrasaran sus viajes a una fecha posterior sin costo alguno. Por suerte, el sábado es uno de los días con menor carga de viajes.

"Aunque vamos a experimentar algún efecto residual en nuestras operaciones aéreas durante todo el fin de semana, United está comprometida a restaurar las operaciones normales tan pronto como sea posible", dijo el sábado en una declaración escrita la vicepresidenta de operación de sistemas de United, Alexandria Marren.

La aerolínea se disculpó con sus clientes y dijo que estaba actualizando las reservaciones de los pasajeros, según fuese necesario.

Los problemas comenzaron a las 19.15 horas del centro (0015 GMT) del viernes y duraron unas cinco horas. Como resultado, se formaron largas filas de pasajeros en los aeropuertos de San Francisco, Los Angeles, Denver y Chicago.

Algunos pasajeros debieron pasar la noche en salas de los propios aeropuertos o hallaron habitaciones en hoteles de las ciudades donde se quedaron varados.

United dijo que la falla afectó su sistema de salida de vuelos, procesamiento en aeropuertos y reservas, así como su cibersitio.

La empresa no informó cuántos pasajeros o cuántos vuelos se vieron afectados, pero la portavoz del aeropuerto internacional de Los Angeles Nancy Castillo dijo que el apagón informático afectó a unas 2.500 personas tan sólo en ese puerto aéreo.

La portavoz Courtney Mickalonis, del aeropuerto internacional Dulles, en Washington DC, dijo que las autoridades entregaron durante la noche cobijas a cerca de 300 pasajeros varados.

Algunos pasajeros de Continental Airlines también se vieron afectados por la falla informática.

United y Continental se fusionaron en mayo de 2010. Aunque siguen funcionando como compañías separadas, están integrando sus sistemas poco a poco. El vocero de United Charles Hobart dijo el sábado por la mañana que Continental despachaba vuelos con normalidad, pero que se vieron afectados algunos puestos de atención en aeropuertos.

Dijo que no contaba con el número total de cancelaciones o de pasajeros afectados, alegando que la aerolínea aún estaba actualizando su información.

Aunque las líneas aéreas tienen quioscos modernos y elegantes en los aeropuertos, el sistema de reserva subyacente se remonta a la década de 1980, dijo Mann. Muchas líneas aéreas que pasaron por bancarrotas en la última década, entre ellas United, no han invertido en sistemas nuevos.

Cuando el sistema falla, todos los planes de vuelo y las operaciones de despacho de aviones deben hacerse en papel.

"Hay cada vez menos personas en las líneas aéreas que están familiarizadas con un sistema manual o que sean capaces de operarlo", dijo Mann.

En el aeropuerto internacional de San Francisco, cientos de pasajeros estaban hombro con hombro, pero algunas personas se tomaron las cosas con calma.

Steve Cole, de 51 años, un residente de Bloxwich, Inglaterra, quedó varado en el aeropuerto de San Francisco esperando un vuelo a Las Vegas.

"Estas son las cosas que hay que esperar cuando estás de vacaciones", dijo. "He perdido una noche de juego", agregó con una sonrisa.

___

Los periodistas de The Associated Press Scott Mayerowitz en Nueva York, Barbara Rodriguez en Chicago, John S. Marshall en San Francisco y Denise Petski en Los Angeles, así como los fotógrafos Rick Bower en Denver y Charles Rex Arbogast en Chicago contribuyeron a este despacho.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada