Walter Mercado a la conquista de los angloparlantes

MIAMI (AP). Con su cabello platinado, sus sacos de brocado, sus capas de satín y su enormes anillos de piedras preciosas, el astrólogo puertorriqueño Walter Mercado construyó un imperio en el mundo hispano. ¿Podrá conquistar también al público de habla inglesa en Estados Unidos?

Mercado tiene un verdadero emporio. A los horóscopos que difunde por radio, televisión y diarios, se añaden una cadena de adivinos que pronostican el futuro por teléfono, una compañía de perfumes y otras empresas. Si uno está de apuro, Walter puede enviarle su horóscopo directamente a su teléfono celular.

A los 76 años, Mercado no se contenta con todo lo que tiene e intentará conquistar un nuevo mercado, el de un público anglo-parlante que por ahora solo lo distingue como ese personaje extravagante con el que se topan de vez en cuando al cambiar de canales.

Mercado debuta el domingo en la cadena VH1 con un reality show, "Viva Hollywood", en el que actores bilingües compiten por un papel protagónico en una novela de Telemundo.

Los participantes que son eliminados deben hacer una escena en la que mueren antes de irse.

El programa, en el que María Conchita Alonso y Carlos Ponce harán de conductores y jueces al mismo tiempo, es tan estrafalario como el mismo Mercado. Pero esa fórmula hasta ahora le ha funcionado.

"Me pidieron un programa con cosas cómicas, de modo que hice un programa cómico. Sin embargo, en mi trabajo soy muy serio", declaró Mercado, mientras jugaba con las plumas de su capa durante la grabación de uno de sus programas de astrología.

Diana Taylor, profesora de la New York University Tisch School of Performing Arts, ha seguido de cerca la trayectoria de Mercado y dice que le sorprende su éxito entre los mismos hispanos, con su cultura machista. Lo atribuye en parte a la popularidad de los curanderos, que tienen una gran ascendencia en algunos sectores de la sociedad latinoamericana.

"Es como una 'drag queen' con autoridad papal", escribió Taylor en un artículo en el 2003. "Toca la política a través de la astrología y hace comentarios sobre la brutalidad de la conquista, la esclavitud, la discriminación sexual y otros males sociales".

Mercado hace un análisis mucho más sencillo de su éxito. Dice que lo divino combina aspectos femeninos con aspectos masculinos, en una especie de yin-yang.

"Mi mensaje es positivo, y soy honesto en relación conmigo mismo", afirmó.

Mercado no se inició como un adivino que desafía las normas de su género. De niño, en San Juan, se enfermaba con frecuencia y comenzó a interesarse en curas alternativas, incluida la astrología. Pero saboreó sus primeros éxitos como actor de telenovelas y de teatro.

Todo cambió una tarde en que, luego de una función, ofreció una entrevista televisiva vestido con la estrambótica indumentaria que le exigía su papel en esa obra, según cuenta la leyenda. El tema de la entrevista fue la astrología.

El reportaje fue tan bien recibido que los productores del programa lo invitaron de inmediato para que volviese. Ese fue el inicio de una nueva carrera.

Pese a que sostiene que es célibe gracias a la meditación y otros intereses espirituales, pasó a ser idolatrado por la comunidad gay.

En poco tiempo se convirtió en una celebridad.

"Hay algunas personas en una cultura que trascienden su género, en cierta medida desafían el sentido común. Walter Mercado es una de estas figuras especiales", expresó Randy Barbato, director ejecutivo de "Viva Hollywood".

"Hasta los hombres bien viriles se entusiasman cuando lo ven", agregó. "Para los participantes en el programa, no solo es un ídolo, sino alguien muy conocido. Es como tener alguien de la familia".

A pesar de su estilo estrambótico, Mercado adopta un tono serio cuando habla de política. Dice que apoya firmemente a Hillary Clinton, quien es de escorpio, en las elecciones presidenciales de Estados Unidos. Atribuye la facilidad de palabra de su rival demócrata Barack Obama a su condición de leo, y no se acuerda del signo del republicano John McCain. Sostiene que no lo tiene presente porque nadie se imaginó que sería el candidato de su partido.

Pero no le gusta hacer pronósticos acerca de quién ganará las elecciones ni cuando morirá Fidel Castro.

"(Castro) Está en la última etapa de su vida, pero eso ese algo que puede ver cualquiera", señaló.

Si bien lo describen como un adivino, Mercado dice que su principal objetivo es transmitir un mensaje de amor y esperanza.

Mercado graba de una sola vez los programas con los horóscopos de varios días y casi no usa notas. Las consultas personales de una hora con uno de sus adivinos a través de la internet cuestan de 117 dólares para arriba.

"Cuando uno lee algo escrito, no suena natural. La palabra hablada tiene más vida, por más que uno trastabille", indicó Mercado.

El astrólogo ha tenido algunos traspiés, incluida una demanda por haber promocionado las propiedades curativas de unos collares, en lo que resultó ser un fraude. El dueño de la joyería en cuestión terminó preso y Mercado tuvo que pagarle a las víctimas de la patraña.

El propio fiscal del caso dice que cree que Mercado fue usado y jamás intentó defraudar a nadie.

Mercado, por otra parte, está demandando en un caso separado a su ex agente Guillermo Bakula por 5 millones de dólares, aduciendo incumplimiento de contrato.

Barbato, el productor de "Viva Hollywood", considera que el programa representa el inicio de una nueva etapa en la carrera de Mercado.

"Walter Mercado va a tener un gran éxito entre el público anglo", pronosticó.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada