Las celebridades boicotean Twitter en apoyo a Rose McGowan

La reacción de Rose McGowan tras ser bloqueada en Twitter durante 12 horas, previa eliminación de un tuit en el que supuestamente había revelado un número de teléfono privado, no se hizo esperar: recurrió a su perfil de Instagram para denunciar lo ocurrido y alegar, sin matizar por qué, que se trataba de un ejemplo más de los motivos que llevaban a las mujeres a no denunciar las agresiones sexuales de las que eran víctimas. "Twitter me ha suspendido. Aquí hay fuerzas muy poderosas actuando. Sed mi voz", reclamaba junto a una captura de pantalla del mensaje que había recibido de los responsables de Twitter.

TWITTER HAS SUSPENDED ME. THERE ARE POWERFUL FORCES AT WORK. BE MY VOICE. #ROSEARMY #whywomendontreport

Una publicación compartida por Rose McGowan (@rosemcgowan) el 11 de Oct de 2017 a la(s) 9:19 PDT

La teoría generalmente aceptada es que, en realidad, la suspensión de su tablón de Twitter estaba más relacionada con el hecho de que la antigua protagonista de 'Embrujadas' hubiera enviado un tuit público a Ben Affleck sugiriéndole algo poco educado y acusándole de hipócrita por condenar los acosos y agresiones sexuales perpetrados por Harvey Weinstein, ya que -según su versión de los hechos- el actor conocía de sobra lo que sucedía porque ella misma le confesó en su momento que el productor la había atacado.

La modelo Chrissy Teigen y las actrices Anna Paquin y Debra Messing no han tardado en responder al llamamiento de la intérprete, iniciando un boicot contra la plataforma de 24 horas en señal de protesta. "#Yo Estoy con Rose", reza el mensaje que ha convertido en su foto de perfil Anna Paquin, y que también ha incorporado a su tablón añadiendo: "Apoyo a Rose McGowan y al resto de víctimas. #Boicot de Mujeres contra Twitter mañana. Cualquier hombre que quiera mostrar su apoyo a Rose y al resto de víctimas, por favor que se nos una". "En solidaridad con todas las mujeres y todas las víctimas de cualquier acoso o violencia sexual. #Boicot de Mujeres contra Twitter. Me marcho", apuntaba Debra, una de las protagonistas de 'Will & Grace'.

En el caso de la mujer de John Legend, usuaria asidua de la plataforma, ella ha insinuado que su abandono podría volverse permanente en protesta por el doble rasero que supuestamente ha empleado Twitter, bloqueando a Rose pero no a otras personalidades como el presidente Donald Trump cuando han hecho gala de un comportamiento mucho más preocupante.

"Señoras, vamos a ello. #Boicot de Mujeres contra Twitter. No lo hago empujada por el odio, sino porque adoro esta plataforma y sé que puede mejorar. Mañana, nada de mirar a escondidas vuestras notificaciones o tablones, nada de tuits o de darle al botón del pajarito azul.Necesitan darse cuenta de que importamos. Yo me sumo al boicot por muchas razones. Para apoyar a las víctimas de agresiones sexuales, amenazas o abuso online. Y... para boicotear el hecho de que el demente de nuestro presidente, al que le gusta agarrar c***s, pueda tuitear amenazas nucleares que yo no puede ver", aseguraba la modelo, en referencia al hecho de que Trump la bloqueara hace meses en Twitter después de la dura campaña de desprestigio que Chrissy inició contra él hace años.

Varios de los actores más populares de Hollywood y con una fuerte presencia virtual, como Mark Ruffalo, ya han anunciado su intención de unirse al boicot. Por su parte, Rose McGowan ha convertido su Twitter en una herramienta con la que continuar minando la reputación de Weinstein, de quien ayer jueves aseguraba que la violó en los inicios de su carrera profesional, y la de todos aquellos que contribuyeron a silenciar lo que estaba sucediendo.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes