La duquesa de Alba se casa por tercera vez a los 85 años

SEVILLA (AP). La adinerada duquesa de Alba, a quien se considera la aristócrata con más títulos en el mundo y que ostenta un nombre interminable, se casó el miércoles a los 85 años con un empleado un cuarto de siglo menor que ella.

La novia, que celebró la ocasión quitándose los zapatos y dando unos pasos de flamenco, se casó con Alfonso Diez en la capilla del Palacio de las Dueñas, que data del siglo XV. El novio la acompañó de traje gris, sonriendo y estirando su brazo como para sostenerla por si se tropezaba.

Solamente una decena de familiares y amigos íntimos fueron invitados a la ceremonia.

Conocida hoy por su pelo blanco y voz chillona, la duquesa María del Rosario Cayetana Alfonsa Victoria Eugenia Francisca Fitz-James Stuart y de Silva, o duquesa de Alba, es una de las figuras públicas más conocidas de España. Es pariente lejana de la reina Isabel de Inglaterra y de Winston Churchill.

La duquesa, viuda por partida doble, usó un vestido debajo de la rodilla color salmón, de los diseñadores Victorio y Luchino.

Los flamantes desposados _él es empleado de la administración de seguro social_ se conocieron hace tiempo por medio del segundo marido de la duquesa, que había sido sacerdote jesuita, y el hermano de Diez, comerciante de antigüedades. Volvieron a encontrarse hace unos tres años frente a un cine en Madrid y empezaron a salir juntos.

Los seis hijos de Cayetana, todos del primer matrimonio, al parecer pusieron el grito en el cielo cuando ella habló de casarse. En julio la duquesa les dio a ellos y a sus nietos porciones jugosas de sus bienes, como mansiones y palacios, en un esfuerzo por aplacarlos y seguir rumbo al altar.

Los cálculos de su fortuna varían entre 600 millones de euros (800 millones de dólares) a 3.500 millones de euros (4.700 millones de dólares). Incluye palacios y edificios históricos en España y un tesoro familiar con cuadros de Goya y Velázquez, ejemplares de la primera edición de "Don Quijote" y cartas de Cristóbal Colón.

Pero si bien todo es propiedad de la Casa de Alba, de cinco siglos, las obras de arte y algunas propiedades son consideradas parte del patrimonio nacional español y no se pueden vender sin autorización del gobierno.

Diez entrará en un mundo nuevo, aunque al parecer firmó un documento por el que renuncia a toda reclamación de los bienes de la Casa de Alba. Como empleado público en Madrid ganaba 1,500 euros (2,000 dólares) por mes. Ahora vivirá en el esplendor como duque, aunque el título nobiliario pasará al hijo mayor de la duquesa, Carlos, cuando ella muera.

Dos de los hijos no asistieron a la ceremonia. Su única hija, Eugenia, al parecer estaba hospitalizada en Madrid con varicela, mientras uno de sus hijos, Jacobo, al parecer descontento con lo que le tocó en el reparto, supuestamente viajaba por el exterior.

El título supremo de Cayetana es duquesa de Alba, aunque tiene otros cuarenta y tantos. Según el libro de Récords Mundiales Guinness, es la persona con mas títulos nobiliarios en el mundo.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada