En medio de escándalo, Fergie acude a feria del libro

NUEVA YORK (AP). La duquesa de York bromeó este miércoles en torno a un escándalo por tráfico de influencias que involucra a su ex esposo, el príncipe Andrew, durante un evento para promocionar su más reciente libro infantil: "Prefiero a los niños", expresó.

Acosada por problemas de dinero, la otrora miembro de la realeza Sarah Ferguson fue captada en video ofreciéndole a un reportero encubierto acceso a su ex esposo por 500,000 libras esterlinas (724,000 dólares), reportó esta semana un tabloide británico.

"Como todos ustedes saben, realmente no me gustan los adultos. Prefiero a los niños", bromeó Ferguson durante la feria BookExpo America, en el Centro de Convenciones Jacob K. Javits, ante varios cientos de vendedores de libros.

Ferguson hizo varios comentarios ligeros, burlándose de sí misma, durante el evento, sin hablar directamente sobre el escándalo.

"Me resultó bastante difícil llegar hoy al Centro Javits. Una o dos personas en mi camino", dijo de los paparazzi que la acosaron.

También expresó que su libro nos da "razones para creer que los problemas pueden resolverse"."Creo que yo lo leeré de inmediato", añadió.

El tabloide, News of the World, reportó sobre el escándalo el domingo con un titular en primera plana que decía: "Fergie 'vende' a Andy por 500,000".Ferguson, de 50 años, emitió un comunicado disculpándose por ocasionar una vergüenza a la familia real y por una "seria falta de criterio" y dijo que Andrew "no estaba al tanto ni involucrado en ninguna de las discusiones que ocurrieron".

La duquesa ha escrito varios libros para niños, incluyendo "Tea for Ruby". Su más reciente serie se titula "Helping Hand Books" e incluye cuatro títulos: "Matthew and the Bullies", "Emily's First Day of School", "Ashley Learns About Strangers" y "Michael and His New Baby Brother".

Susan Landis, una bibliotecaria de las afueras de Filadelfia que asistió a la firma de libros, opinó que Ferguson era valiente por presentarse y que disfrutó su presentación.

"Fue realmente elegante. Pudo haberse retirado y nadie hubiera dicho nada. Vino y está haciendo su trabajo", señaló.

Landis dijo que su biblioteca cuenta con algunos ejemplares de los libros de la duquesa, de los que dijo "no son malos".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada