A Bruce Springsteen le "aterra" tocar nuevas canciones

Olvidándose quizás de su veteranía y del arrollador éxito del que disfrutan todas sus giras mundiales, el legendario Bruce Springsteen no puede evitar acabar siendo presa de los nervios cada vez que se dispone a tocar nuevas canciones por primera vez frente a sus seguidores, experimentando un nivel de tensión en su intento de ganarse el favor del público que más bien parece propio de un debutante que del músico conocido mundialmente por el sobrenombre de 'El jefe'.

"Da igual los años que lleves en esto, cuando trabajas en un disco, lo haces en un entorno hermético que es el estudio de grabación. Uno de los desafíos más aterradores al que debe enfrentarse todo artista es interpretar una canción para los demás. Esa es la primera vez que la estás escuchando a través de los oídos de otras personas", confesó el roquero de 67 años en conversación con el diario The Guardian.

Al margen de las inseguridades que en él puedan aflorar al presentar su material más reciente ante sus entregados admiradores, lo cierto es que el legendario intérprete también aprovecha esa primera toma de contacto para evaluar la calidad de sus composiciones y extraer lecciones que le sirvan de cara a nuevos proyectos discográficos.

"Ellos [el público] están ahí sentados y tú estás escuchando algo totalmente nuevo, desde su punto de vista y por medio de ellos. Y es ahí cuando te percatas de los fallos y de las fortalezas de las canciones, gracias a las reacciones que generan entre los asistentes", explicó en la misma entrevista, antes de insistir en el alto grado de presión al que se ha visto sometido tradicionalmente a lo largo de su prolífica trayectoria.

"Esto es lo que hago, lo único que hago con mi vida y, que yo sepa, el único trabajo que sé que estoy cualificado para desempeñar, por eso me lo tomo tan en serio. El nivel de adrenalina varía dependiendo de cada noche, pero tu cuerpo lo siente de la misma forma independientemente de si estás delante de un público reducido o ante miles de espectadores", apuntó.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada