Fallece la leyenda musical Gregg Allman a los 69 años

La leyenda musical Gregg Allman, cuya voz de blues y conmovedora ejecución del órgano Hammond B-3 contribuyeron a impulsar a The Allman Brothers Band al estrellato y al surgimiento del rock sureño estadounidense, murió el sábado, dijo su representante. Tenía 69 años.

Allman falleció en paz y rodeado de las personas que lo querían en su casa cerca de Savannah, Georgia, dijo a The Associated Press su representante Michael Lehman, quien señaló que el artista murió de cáncer.

“Fue el resultado de que le regresara el cáncer de hígado hace cinco años”, señaló Lehman en la entrevista. “Él mantuvo la situación muy en privado porque quería continuar tocando música hasta que le fuera imposible hacerlo”.

Allman ofreció su último concierto en octubre después de que sus problemas de salud lo obligaron a cancelar otras presentaciones en 2016. El 5 de agosto anuncio que estaba “bajo la atención de su médico en la Clínica Mayo” debido a “problemas graves de salud”. Más adelante ese mismo año canceló otras presentaciones y mencionó una lesión en la garganta.

En marzo suspendió sus conciertos para el resto de 2017.

Los preparativos para el funeral aún estaban pendientes el sábado. Lehman dijo que Allman sería sepultado al lado de su hermano ya fallecido, el guitarrista Duane Allman _uno de los fundadores de los Allman Brothers_, en el Cementerio Rose Hill en Macon, localidad donde surgió el grupo musical hace casi cinco décadas.

“Será colocado al lado de su hermano, Duane”, afirmó Lehman. “Es uno de sus deseos”.

El artista de rock sureño y de música country Charlie Daniels dijo en Twitter que “Gregg Allman tenía un sentimiento para el blues como muy pocos, muy difícil creer que esa voz magnifica se haya callado para siempre”.

Nacido en Nashville, Tennessee, el astro del rock conocido por su larga cabellera rubia fue criado en Florida por una madre soltera tras la muerte a tiros del padre. Allman idolatraba a su hermano mayor, Duane, con quien se integró en diversos grupos musicales. Ambos formaban el núcleo de The Allman Brothers Band.

La banda original escenificó presentaciones improvisadas que incluían armonías de guitarra de Duane Allman y Dickey Betts, el ritmo de un par de bateristas y la voz de blues de Gregg Allman. Canciones como “Whipping Post”, “Ramblin' Man” y “Midnight Rider” contribuyeron a definir lo que llegó a ser conocido como rock sureño y les abrieron las puertas a estrellas como Lynyrd Skynyrd y la Marshall Tucker Band.

En sus memorias de 2012, “My Cross to Bear” (“La cruz que tengo que cargar”), Allman describió cómo Duane fue una figura central en su vida en los años posteriores al asesinato de su padre a manos de un hombre que había conocido en un bar.

Ambos chicos pasaron tiempo en una escuela militarizada antes de que la música de rock los atrajera cuando eran adolescentes. Aunque Gregg fue el primero en tomar un guitarra, Duane fue quien descolló con ese instrumento, por lo que Gregg cambió después al órgano.

No lograron alcanzar el éxito hasta que en 1969 formaron The Allman Brothers Band en Macon, Georgia. El grupo incluía a Betts, a los bateristas Jai Johanny "Jaimoe" Johanson y Butch Trucks, y al bajista Berry Oakley. La banda se excedió en juergas mientras definía un sonido distintivo que todavía emociona a millones de seguidores.

El grupo debutó con un álbum que lleva su propio nombre en 1969, pero fue su disco “At Fillmore East” de 1971 el que los catapultó al estrellato.

Duane Allman ascendió rápidamente al olimpo de los grandes guitarristas, no sólo por sus contribuciones con los Allman Brothers, sino por sus participaciones con Aretha Franklin, Wilson Pickett y Eric Clapton en el álbum clásico “Layla and Other Assorted Love Songs”. Pero perdió la vida en un accidente de motocicleta ocurrido en octubre de 1971, pocos meses después de la grabación de los programas Fillmore.

El bajista Berry Oakley también murió en un accidente de moto al año siguiente.

En 1975, Cher y Allman se casaron tres días después de que ella se divorciara de su esposo y colega de canto, Sonny Bono. Su matrimonio fue agitado desde el principio: Cher le pidió el divorcio a Allman apenas nueve días después de su boda en Las Vegas, aunque pasado un mes retiró la demanda.

Juntos sacaron un disco ampliamente criticado llamado “Allman and Woman” (“Allman y mujer”). Tuvieron un hijo, Elijah Blue, y Cher pidió la separación legal en 1977.

En sus memorias, Allman dijo que pasó años cometiendo excesos en el consumo de drogas y alcohol, así como en relaciones promiscuas con mujeres, antes de adquirir sobriedad a mediados de la década de 1990. Dijo que después de eso se sintió “como nuevo” a los 50 años.

Sin embargo, tras todos esos años de vida poco saludable terminó infectado de hepatitis C, la cual dañó gravemente su hígado. Le hicieron un trasplante en 2010.

En una entrevista en 2012 con The Associated Press, Gregg Allman dijo que recordaba a Duane a diario. Afirmó que de vez en cuando podía incluso sentir su presencia.

“Puedo decir cuando está ahí”, dijo Allman. “No pienso ponerme cósmico con ustedes, pero escuchen, está ahí”.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes