Fundación Winehouse y canción recuerdan a Amy en su cumpleaños

Londres (EFE). La fundación Amy Winehouse, que financiará proyectos para gente joven, y un dueto que la cantante grabó con Tony Bennett vieron hoy la luz, coincidiendo con el día del cumpleaños de la artista, fallecida en Londres el pasado julio.

Winehouse, una de las mejores cantantes de soul y jazz que haya dado el Reino Unido, hubiera cumplido hoy 28 años, una fecha que su familia ha querido recordar con la puesta en marcha de una organización de ayuda a jóvenes con problemas.

La fundación, cuya página web se inauguró hoy, becará proyectos de ayuda a la juventud y la infancia, especialmente de desintoxicación de drogas, y su mayor fuente de financiación, además de las donaciones, serán los ingresos por el sencillo que la artista grabó con Bennett.

El tema - su última canción grabada-, presentado hoy en primicia en Radio 2 de la BBC, es una versión del clásico de jazz "Body and soul", y se espera que pronto se coloque en los primeros puestos de las listas de éxito.

Amy Winehouse hubiera estado "orgullosa" de la fundación y "la hubiera apoyado", declaró hoy, el día de su 28 cumpleaños, su madre, Janis, quien señaló que su intención es dar el dinero que se recaude a proyectos "que vayan a cambiar las cosas".

"Amy era muy generosa, y le encantaban los niños", por lo que tenía sentido que la fundación se dedicara a gente joven, añadió su padre, Mitch Winehouse.

La artista, encontrada muerta en su piso del norte de Londres el 23 de julio, tenía una larga historia de adicción al alcohol y a las drogas, si bien la autopsia que se le practicó no encontró rastros de estupefacientes en el momento de su muerte.

Su familia ha sugerido que tal vez el fallecimiento se debiera a un efecto del proceso de desintoxicación y, en declaraciones a "The Sun", su padre dijo ayer que la joven sufría convulsiones a consecuencia de su batalla con el alcohol.

Los resultados de la investigación judicial sobre su muerte se conocerán en principio el próximo octubre.

Por otra parte, el novio de Amy Winehouse, Reg Traviss, de 34 años, describe hoy también en "The Sun" el impacto que sufrió al enterarse de la muerte de su amada.

"De repente todo se paró, era como si hubiera entrado en otra realidad, una dimensión paralela donde todo parece igual pero hay algo que falla", afirmó.

Según Traviss, con quien supuestamente la artista se iba a casar, Amy llevaba "una vida normal" y era una chica "muy femenina" y "muy hogareña".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada