Jenni Rivera ve bien que sus admiradoras le arrojen sostenes

LOS ANGELES (AP). Jenni Rivera podría aumentar bastante su colección de sostenes el próximo mes, cuando cante por primera vez en el Staples Center, uno de los recintos más grandes del sur de California.

Rivera dijo el martes en una conferencia de prensa que guarda unos 500 sostenes que sus admiradoras le han arrojado en sus conciertos. En su más reciente presentación, el sábado en Monterrey, México, también recogió varias prendas íntimas, incluyendo cinco calzoncillos de hombres.

Arrojar sostenes es una práctica más común entre las aficionadas de artistas masculinos, pero Rivera tiene su propia teoría.

"Creo que a la hora del calor y del alcohol les da calor y lo avientan", explicó la intérprete en una terraza del Staples Center en Los Angeles, donde cantará el 3 de septiembre.

"No sé que pasa por la mente de las muchachas pero lo tomo como algo bonito, como un homenaje, como algo especial", agregó la artista, quien lució tacones altos y un vestido psicodélico verde y morado. "Tengo como alrededor de 500 sostenes y estoy pensado en donarlos".

Ya en un tono más serio, Rivera dijo que quizá sus admiradoras se sienten inspiradas al escuchar las letras de sus temas y lanzan sus prendas para señalar que han dejado sus ataduras.

"Quizás si se sienten liberadas y quieren ser muy ellas", dijo la interprete de "Culpable o inocente" y "Ovarios". "No se los tomo a mal, para nada. Me gusta verlas muy serias primero y después al lado con su pareja ya cuando están descompuestas y ellos sólo las aguantan. Eso se lo aplaudo a esos hombres, que entienden que ese es el momento de ellas", agregó.

Rivera seguiría los pasos de otros cantantes y grupos hispanos que se han presentado en el Staples, como Shakira, Luis Miguel, Maná, Ricky Martin, Joan Sebastian y Marco Antonio Solís. Pero se convertiría en la primera cantante de género regional mexicano en presentarse en ese recinto, con capacidad para 20.000 asientos.

"Si dejáramos esta huella me sentiría muy feliz, muy contenta, no sólo por nuestro género sino también por las mujeres", dijo.

Rivera, estadounidense de padres mexicanos, recordó el largo camino que ha recorrido desde sus inicios cantando en clubes cerca de Los Angeles, como El Parral y El Farallón .

"Como en 1995 me invitaron un día a cantar en El Parral. Pensé que con ese dinero podía comprar leche, frijoles, tortillas para mis hijos, por eso entré a esta carrera. Nunca me imaginé, no pensé ni soñé todo esto", dijo.

Rivera, quien también protagoniza el programa de realidad simulada "I Love Jenni", agregó que su concierto incluirá una banda y mariachi, como suele hacerlo, pero que está pensando "hacer un homenaje a un artista muy especial con un grupo norteño", dijo sin dar más detalles.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada