Pareja argentina-japonesa gana mundial de tango

BUENOS AIRES (AP). Una pareja argentino-japonesa se consagró campeona en la categoría "Escenario" del Mundial de Tango, un hecho inédito en ocho ediciones del certamen.

El argentino Diego Ortega, de 21 años, y la japonesa Chizuko Kuwamoto, de 42, se impusieron sobre 19 parejas en la final este martes en el estadio cubierto Luna Park de Buenos Aires.

"Es imposible explicar lo que se siente. No lo podemos creer", dijo Ortega, oriundo de un poblado en el norte de la provincia de Buenos Aires que abandonó para bailar tango en Japón, donde conoció a su compañera.

Ortega y Kuwamoto fueron la síntesis perfecta en el escenario entre el tango de raíz rioplatanse y el de aquellos que lo adoptaron como propio en los rincones más diversos mundo.

El joven, al mejor estilo años 40 con traje negro, pelo corto y patillas, guió a su compañera, de elegante vestido de hombros descubiertos blanco, por el escenario combinando movimientos clásicos del tango como los "ochos" y figuras del ballet, sonando de fondo "El Marne".

En una dura competencia, la dupla superó a parejas argentinas, de Japón, Colombia, Chile, Uruguay y Grecia ante un jurado de siete expertos.

"Muy feliz", alcanzó a decir en un rústico español Kuwamoto, a quien su compañero le hacía de intérprete. "Ella habla muy poco español y yo apenas japonés. Pero nos comunicamos por el tacto cuando bailamos", explicó Ortega.

Están juntos desde hace dos años y habían llegado a la final en 2009.

Los campeones obtuvieron un premio de 20.000 pesos (alrededor de 5,000 dólares), dos pasajes a Madrid y un contrato para realizar una gira de dos meses en Japón.

En la víspera los argentinos Sebastián Ariel Jiménez, de 18 años, y María Inés Bogado, de 29, se consagraron campeones en la categoría "Tango Salón".

Esta edición del campeonato, que reunió a 400 parejas, fue la primera desde que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) declaró al tango patrimonio cultural de la humanidad en septiembre del 2009, en respuesta a la candidatura presentada en forma conjunta por Argentina y Uruguay.

"La declaración de Unesco le dio un gran impulso a esta pasión. Más de 350,000 personas asistieron en los 15 días que duró el festival y el mundial de Tango. Estamos muy conformes", dijo a AP Hernán Lombardi, ministro de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires.

El funcionario adelantó que en 2011 está planeado abrir subsedes del campeonato en el exterior. Este año hubo en Europa y Asia, con el objetivo de que los participantes de mejor nivel lleguen a la competencia decisiva de Buenos Aires.

Lombardi dijo que en 2011 habrá dos en Estados Unidos y una en Canadá.

El tango surgió en el río de la Plata a fines del siglo XIX en los suburbios de Buenos Aires y Montevideo, Uruguay, y lentamente fue ganando el favor de públicos más sofisticados hasta llegar a ser una atracción en Europa, Estados Unidos y Japón.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada