Los Rolling Stones viajan al pasado con "Exile"

NUEVA YORK (AP). Mick Jagger y Keith Richards no están interesados en repetir el pasado. Los legendarios rockeros dicen que si les dieran la oportunidad, no revivirían sus alocados días con los Rolling Stones.

"Ya lo hicimos una vez, no queremos hacerlo de nuevo", dice Jagger.

Pero eso no significa que no quieran verlo. Últimamente lo han hecho bastante con el documental producido por ellos "Stones in Exile", sobre la producción de su icónico álbum de 1972 "Exile on Main Street".

"Fue un poco raro al principio, pero uno se acostumbra", dijo Jagger la semana pasada. "Siempre es divertido reconstruir lo que sucedió porque fue hace tanto tiempo que uno realmente no recuerda, ha pasado mucho tiempo".

La cinta sale con una nueva edición del disco que incluye 10 temas inéditos de la misma época.

Jagger y Richards, en entrevistas separadas, hablaron sobre su viaje al pasado, cuando buscaron conseguir la perfección para "Exile on Main Street" y, por supuesto, sobre sexo, drogas y rock 'n' roll

AP: ¿Qué tanto te involucraste en el proyecto?

JAGGER: El filme es mi bebé porque pensé que era lo mejor que podíamos hacer: evocar un periodo, hacer una película sobre la producción del disco. Normalmente, este tipo de cintas son cursis ... Lo que yo quería era que el espectador se sintiera realmente atrapado en esa época ... y creo que al final lo logramos.

AP: "Exile on Main Street" es considerado uno de los mejores discos de rock de todos los tiempos. ¿Por qué agregar canciones y meterse con algo que algunos piensan es perfecto?

RICHARDS: Nos dimos cuenta de que las hubiéramos terminado entonces de haber tenido el tiempo. Ibamos a sacar 18 canciones en "Exile", así que no podíamos obligar a la compañía disquera a sacar más a punta de pistola. Quedaron fuera porque no estaban del todo terminadas, así que las terminamos después de 40 años.

JAGGER: Cuatro de ellas son versiones alternas de unas que ya están ahí. Lo más difícil para mí fue encontrar seis nuevas canciones y terminarlas porque ... estaban crudas y nunca las habíamos tocado, mientras que las canciones que salieron en "Exile" las llevamos a Los Angeles, montamos las voces, les pusimos otras cosas y las mezclamos. Estas no habían pasado por ese proceso. Tuve que hacerlo 40 años después. Fue divertido.

AP: ¿Te sorprende que todavía estén haciendo esto después de casi 40 años?

RICHARDS: Es extraño. Uno mira atrás para ver qué ha hecho. Lo intenta. Y no quiere ni pensarlo.

JAGGER: Es extraño, realmente. Cuando uno hace este tipo de cosas, especialmente cuando es joven, uno en verdad no piensa en ellas como piezas para la prosperidad. Uno simplemente lo hace por ese año porque el próximo habrá otro disco. Uno no piensa en el momento, "Esto perdurará", o "Estaré tan orgulloso de esto dentro de 40 años". No creo que la gente en la música rock, especialmente en ese entonces, haya pensado así.

AP: Existen tantos mitos sobre la época que pasaron haciendo este álbum. ¿Fue todo sexo, drogas y rock 'n' roll?

JAGGER: Fue muy familiar porque no habíamos tenido niños antes alrededor. Acabábamos de comenzar a tener hijos. Yo no tenía hijos todavía, pero comenzamos a tener niños alrededor. Keith tuvo su primer hijo, y algunas otras personas en nuestro entorno, no necesariamente de la banda, pero gente que trabajaba en el disco ... Claro, hubo sexo, drogas y rock 'n' roll, pero también hubo una buena atmósfera familiar.

RICHARDS: He estado pensando al respecto. Teníamos una agenda en la que tenía que escribir dos canciones al día, todas las tardes ... No tenía ni un minuto libre para las drogas. Había fiestas, pero no más que en cualquier otro lado. El bebé se iba a dormir a la hora precisa. Era el sur de Francia en el verano. Había mucha gente entrando y saliendo.

AP: ¿Crees que los Stones podrían producir otro disco icónico?

JAGGER: Bueno, uno siempre lo espera. Uno siempre está orgulloso de las nuevas cosas que hace. Siempre piensa, "Lo que escribí la semana pasada es tan bueno como cualquier canción en 'Exile on Main Street'". Lo que sucede con discos como "Exile" es que exigen de un gran patrón, como una vieja mesa inglesa. Llevan algo de tiempo.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada