Dos mil niños tocan puerta de Casa Blanca para Halloween

WASHINGTON ( AP). Una casa en Washington tiene los mejores dulces y sorpresas para los niños disfrazados para el tradicional " Halloween" o Día de Brujas.

La Casa Blanca, en el número 1600 de la avenida Pennsylvania, no tiene un buzón con el nombre de quienes la habitan, pero todos los niños saben quién vive ahí.

El presidente Barack Obama y la primera dama Michelle Obama recibirán a más de 2,000 niños el sábado por la noche.

Según la tradición estadounidense, los niños salen este día a recorrer las casas de su vecindario disfrazados, pidiendo dulces con la frase " dulce o travesura", una amenaza en broma a los dueños de la casa en el caso de que no se proporcionen golosinas.

Los niños del distrito de Columbia, y de los vecinos estados de Maryland y Virginia podrán tocar la puerta del famoso Pórtico Norte, con sus columnas blancas, y la familia presidencial pasará un tiempo entregando los dulces.

Se rumora que el presidente y la primera dama no tienen planeado usar disfraces, pero quizá habrá algunos niños que se vistan como la pareja Obama.

La celebración incluirá presentaciones al aire libre y actividades para los niños y su familia, así que no será necesario que todos estén en fila esperando recibir sus dulces.

Horas después, en el Salón Este, el presidente y la primera dama serán acompañados por el vicepresidente Joe Biden y su esposa Jill, en una recepción de Halloween para familias de militares y para los padres de familia que trabajan en la Casa Blanca, que también podrán asistir con sus hijos.

Las hijas del presidente Sasha, de 8 años, y Malia, de 11, también estarán presentes.

Los niños que visitarán la Casa Blanca fueron elegidos con ayuda del Departamento de Educación y estudian en escuelas de la capital y los suburbios cercanos.

La celebración es algo extraña en la Casa Blanca, pero la familia Obama no es la primera que celebra el Día de Brujas.

El presidente George Bush y la primera dama Barbara Bush recibieron a 500 niños en 1989 y durante la presidencia de Clinton la Casa Blanca fue iluminada con un proyector que proyectaba la imagen de una calabaza gigante.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada