Claire Foy nunca buscó ni deseó la fama que le ha dado "The Crown"

De la noche a la mañana, Claire Foy ha pasado de ser una actriz británica prácticamente desconocida a la estrella de una de las series más exitosas de Netflix, 'The Crown', en la que ofrece la que se considera una de las mejores interpretaciones que se han hecho de la reina Isabel II junto con las de Helen Mirren en la película 'The Queen' y la obra de teatro 'The Audience'.Pero para alguien que ha protagonizado un ascenso a la fama tan meteórico, resulta curioso que Claire nunca se planteara o deseara que su carrera la llevara a convertirse en un rostro conocido. "Nunca he sido una actriz particularmente ambiciosa.

Tenía muchas ganas de hacer grandes cosas, pero nunca en el sentido de que lo que hiciera se convirtiera en algo a gran escala. Más bien pensaba que haría algo aquí y allá y que eso ya sería suficiente, y después pasaría a la siguiente etapa de mi vida", reconoce la guapa británica en una entrevista a la revista 'Town and Country'.Por no esperar, la intérprete ni siquiera esperaba que le dieran el papel protagonista de la producción de Netflix, especialmente porque en el momento en que realizó el proceso de audiciones estaba embarazada de su primera hija.

"Estaba en un momento de mi carrera en el que mi actitud era: 'Ya he hecho algunas cosas maravillosas, y me ha encantado hacerlas. He sido muy afortunada, pero ahora estoy embarazada y si esto tiene que pasar, pasará'. Puedo llegar a ponerme muy filosófica", explica.Aunque mucho se ha especulado acerca de si 'The Crown' ha sido vista o no en el palacio de Buckingham, Claire prefiere pensar, por su propia salud mental, que no ha sido así. Pero si ese fuera el caso, lo cierto es que ella ha hecho todo lo posible por pintar un retrato respetuoso y, sobre todo, basado en la trayectoria real de la reina.

"Cuando interpretas a una persona real, nunca quieres ser morboso. Yo no quiero atacar o destrozar a nadie. Quiero crear a alguien. Odio la idea de que, si ella lo viera, pensar que he dramatizado demasiado", afirma sobre la visión que todo el equipo y reparto ha tratado de ofrecer del ascenso al otro y los primeros años de reinado de la monarca más longeva de la historia británica.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes