Acusan a neoyorquino de simular ser su madre muerta

NUEVA YORK ( AP). Irene Prusik lleva seis años muerta, pero en abril alguien se presentó en el Departamento de Vehículos a Motor en Brooklyn para renovar su licencia de conducir.

La explicación que dieron el miércoles los fiscales parece tomada del clásico de Alfred Hitchcock, " Psicosis": quien intentó el trámite fue el hijo de Prusik, vestido de mujer.

Thomas Parkin, de 49 años, ideó el plan estrafalario de suplantar a su madre para poder seguir cobrando su pensión y otros beneficios del gobierno por un total de 117,000 dólares, dijeron los fiscales.

Parkin y su cómplice Mhilton Rimolo fueron acusados de hurto mayor, suplantación criminal y otros cargos. Ambos se declararon inocentes y quedaron retenidos con opción a una fianza de 1 millón de dólares. Sus abogados no respondieron hoy miércoles a pedidos de entrevista.

El fiscal de distrito Charles Hynes dijo que la estafa _revelada por el Daily News_ " no tiene paralelos en su alcance y osadía".

Las autoridades dicen que al ser arrestado, Parkin dijo, " Yo soy mi madre", y justificó esa afirmación al señalar que él sostuvo a su madre cuando ella exhaló su último suspiro.

Parkin vivía con su madre y, según las autoridades, urdió su plan cuando ella murió en el 2003 a los 73 años. Logró ocultar su muerte al falsificar su certificado de defunción y luego, durante seis años, cobró 52,000 dólares de sus cheques mensuales de Seguridad Social, dijeron los fiscales.

También recibió 65,000 en subsidios para alquiler al alegar que sufría una discapacidad y que su madre, supuestamente viva, era quien le alquilaba su vivienda.

Rimolo, amigo de Parkin, actuó como un sobrino de la difunta para ir a cobrar cheques y hacer otras diligencias, dijeron los fiscales.

La estafa comenzó a ser descubierta cuando la casa de Prusik fue embargada y vendida y Parkin demandó al nuevo dueño en nombre de su madre para evitar ser desalojado.

Ambos denunciaron al otro por fraude ante la oficina del fiscal de distrito y cuando los investigadores citaron a Parkin para una reunión ya sabían que su madre había muerto y tenían una foto de su lápida en un cementerio local.

Parkin fue a la cita " en un abrigo rojo, lápiz labial, uñas con manicura y respirando por medio de un tanque de oxígeno", dijeron los fiscales.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes