Brujas y adivinos no pagarán impuestos... por ahora

BUCAREST (AP). Aparentemente los senadores rumanos tuvieron miedo a que los convirtieran en sapos, puesto que rechazaron una propuesta de que las brujas y los adivinos paguen impuestos.

Los legisladores Alin Popoviciu y Cristi Dugulescu, del gobernante Partido Democrático Liberal, presentaron una iniciativa de ley que buscaba que brujas y adivinos presentaran recibos y que fueran responsables legalmente por predicciones equivocadas. Su plan fue parte de la campaña del gobierno para aumentar los ingresos fiscales.

El Senado rumano votó en contra de la propuesta el martes. Popoviciu opinó que legisladores tuvieron miedo de ser embrujados.

No quedó claro de inmediato si Popoviciu y Dugulescu tratarán de presentar la iniciativa de nuevo con algunos cambios.

Maria Campina, una bruja rumana muy conocida, dijo este jueves a Realitatea TV que es difícil incorporar a miles de adivinos y brujas en el padrón de contribuyentes, en parte debido a las sumas irregulares de dinero que reciben.

Rumania vive una recesión económica grave y trata de aumentar sus ingresos fiscales. El gobierno aumentó el impuesto sobre la venta del 19 al 24% y redujo los salarios del sector público en una cuarta parte.

En 2009, Rumania negoció un préstamo de 26,000 millones de dólares con el Fondo Monetario Internacional, la Unión Europea y el Banco Mundial para ayudarse a pagar los salarios estatales y las jubilaciones del año pasado, cuando la economía del país se contrajo un 7,1%.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes