Cárcel por haber tratado de envenenar a amante embarazada

LONDRES ( AFP). Un médico británico casado fue sentenciado este lunes a seis años de cárcel en un tribunal de Londres por haber tratado de envenenar a su amante embarazada para provocarle un aborto.

Edward Erin, un médico de 44 años que trabajaba en un hospital londinense, había sido declarado culpable en octubre de haber echado una mezcla de fármacos con propiedades abortivas en el café y el zumo de naranja de su amante, Bella Prowse, de 33, sin que ésta estuviera al corriente.

Al emitir su sentencia, el juez Richard Hone declaró en el tribunal que el médico era un " mentiroso, un tramposo y un depredador" que seducía a las mujeres deslumbrándolas con su riqueza.

El doctor Erin, casado y padre de dos hijos, inició una aventura con esta secretaria de 33 años durante una fiesta de Navidad que se celebró en diciembre de 2007 en el hospital donde ambos trabajaban. Seis semanas después, la mujer descubrió que estaba embarazada.

En febrero de 2008, Bella Prowse sospechó que sus bebidas habían sido alteradas por su amante y acudió a la policía explicándoles que el doctor Erin le había suplicado desde el principio que abortara.

Prowse, que tenía ya una hija de una relación anterior, dio a luz a un bebé sano en septiembre de 2008, al que llamó Ernie. El médico, que niega todas las acusaciones, no lo ha reconocido y dice seguir esperando los resultados de una prueba de paternidad.

" Ed me ha hecho esta cosa diabólica y horrible pero Ernie no tiene nada que ver con esto", declaró la mujer tras el veredicto. " En mi cabeza son dos cosas completamente separadas", agregó.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes