Centro en EU enseña a cultivar y administrar marihuana

OAKLAND, EU (AFP) - Un centro de estudios privado del área de San Francisco dedicado al estudio de la industria del cannabis está dando un nuevo significado a la educación: enseña a cultivar, cosechar y preparar marihuana, así como a administrarla a otros.

El objetivo, según la dirección de la Oaksterdam University, es educar a los consumidores sobre los beneficios de esta planta y alentar a los graduados a iniciar sus propios dispensarios en California, pese a que la posesión de esta droga sigue estando prohibida según la ley federal.

El centro de estudios, que tomó como modelo un instituto similar en Amsterdam, abrió en noviembre pasado y recientemente comenzó a ofrecer clases en Los Angeles.

Un grupo de estudiantes se reúne en una antigua farmacia en el centro de Oakland para una clase que abarca temas como la política de la marihuana, la horticultura y tratamiento de los brotes.

Ciclistas con colas de caballo y tatuajes comparten la clase junto a mujeres de mediana edad y toman nota sobre la historia de la droga.

Más tarde, los estudiantes ejemplifican qué hacer si son detenidos por un policía y aprenden sobre el balance de PH, el secado y curado de la planta.

Al final del intensivo de un fin de semana, los estudiantes dan una prueba que, si es aprobada, les dará un certificado que podrían usar para conseguir trabajo en un dispensario de marihuana.

Hasta ahora 200 estudiantes se graduaron y más de 500 personas se anotaron en este instituto privado.

Entre los estudiantes está Christie, de 56 años, una productora independiente de sitios de internet que no quiso dar su apellido. Explicó que fue a Oaksterdam para aprender sobre las cambiantes leyes en torno a la marihuana, especialmente luego que la administración que controla las drogas envió cartas a los dispensarios exhortándolos a cerrar o enfrentar multas.

"La intervención estatal es un poco atemorizante, por lo que realmente quiero comprender todos los aspectos legales", dijo Christie.

Diagnosticada con depresión, tomó Prozac durante años, pero asegura que la dejaba sintiéndose frenética y con náuseas.

Entonces su hijo la inició en el consumo de marihuana y muy pronto se sintió mejor. Hoy ha dejado los antidepresivos y asegura que su vida mejoró significativamente.

"Siento más alegría y finalmente puedo dormir mejor", indicó.

El personal de Oaksterdam insiste en que la marihuana ayuda a aliviar el dolor en personas que sufren enfermedades como el cáncer, la esclerosis múltiple y el VIH/sida.

También creen que legalizar la droga legitimaría la sustancia e incrementaría los ingresos impositivos del estado.

"El gobierno gasta una cifra astronómica en el control de las drogas y en encarcelar personas", dijo Danielle Schumacher, rectora de la Oaksterdam University.

California legalizó el uso médico de la marihuana en 1996, con una ley que ha sido ampliada en los últimos años para proteger a quienes producen, distribuyen o venden la sustancia para usos médicos y creando un programa voluntario de identificación.

Pero las confiscaciones en dispensarios por parte de la Drug Enforcement Administration (DEA) han continuado.

Para la DEA, la Oaksterdam University envía un mensaje incorrecto en la lucha contra las drogas y promueve la actividad criminal.

"Refuerza una actitud muy complaciente por parte del público de que la marihuana es segura y efectiva cuando no lo es", dijo Michael Chapman, agente de la DEA en San Francisco.

Actualmente 12 estados estadounidenses tienen leyes que permiten el uso médico de la marihuana.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes