EU: Hallan 9no cadáver en lugar de masacree de Nochebuena

COVINA, California, EU (AP). Un noveno cadáver fue hallado hoy viernes en la casa donde un hombre disfrazado de Santa Claus irrumpió a tiros durante una fiesta de Nochebuena, antes de incendiar la vivienda de sus ex suegros con un dispositivo que rociaba líquido inflamable.

El atacante, Bruce Pardo, llegó el 18 de diciembre a un arreglo de divorcio con su ex esposa, quien habría muerto, lo mismo que los ex suegros del atacante. Su abogado y un colega de Pardo, quien solía fungir como acomodador en una iglesia, dijeron que nunca detectaron algún indicio de que él pudiera perpetrar semejante ataque.

El abogado de Pardo, Stanley Silver, dijo que su cliente parecía contento dos días atrás, cuando le dejó un mensaje. Añadió que Pardo trataba de pagar 10,000 dólares para finalizar los trámites del divorcio.

"Todo mi trato con él fue siempre cortés y alegre", dijo Silver. "Nunca lo vi enojado o insatisfecho en absoluto".

Pardo dejó el lugar de los asesinatos y se le encontró muerto el jueves, de un tiro en la cabeza, en la casa de su hermano.

El noveno cadáver fue encontrado el viernes por la mañana, cuando los investigadores reanudaron una búsqueda en los restos de la vivienda de dos pisos, ubicada en un callejón sin salida en Covina, unos 40 kilómetros (25 millas) al oriente de Los Angeles.

Ocho cadáveres fueron recuperados el jueves en la casa destruida. Se desconoce si las víctimas murieron a consecuencia de los disparos o del fuego. Ninguno de los muertos o desaparecidos ha sido identificado fehacientemente.

El baño de sangre comenzó alrededor de las 23.30 del miércoles, cuando una niña de 8 años en una fiesta de Nochebuena le abrió la puerta a un hombre disfrazado de Santa Claus (también conocido como San Nicolás, Papá Noel o Viejo Pascuero), quien portaba un paquete envuelto como para regalo.

Acto seguido, Pardo extrajo una pistola, le disparó a la niña a quemarropa en la cara y siguió disparando en forma indiscriminada mientras los invitados trataban de huir.

La caja envuelta para regalo que llevaba Pardo contenía un dispositivo presurizado casero que empleó para rociar un líquido que rápidamente incendió la casa. La policía dijo que Pardo había trabajado recientemente en la industria aeroespacial.

Pardo, de 45 años, no tenía antecedentes penales ni una historia de violencia, de acuerdo con la policía, pero estaba molesto por su divorcio de la semana pasada después de un breve matrimonio.

Un expediente del caso de divorcio, que se encuentra en los tribunales, muestra que Sylvia Pardo solicitó la disolución de su matrimonio el 24 de marzo del 2008. Los archivos indican que la mujer y Bruce Pardo llegaron a un arreglo el 18 de diciembre y se separaron después de un par de años de casados.

Los documentos señalan que Sylvia Pardo se quedó con el perro de la pareja, el anillo de bodas y 10,000 dólares bajo los términos del acuerdo, mientras que Bruce Pardo conservó la casa. En junio, la corte ordenó que Bruce Pardo pagara 1,785 dólares al mes en pensión para su ex cónyuge, y accedió a un plan de pagos de 450 dólares al mes para cubrir los 3,570 que adeudaba.

El abogado de Pardo dijo que su cliente tuvo problemas para cubrir los pagos tras perder su empleo en julio, pero la pensión fue anulada mediante el arreglo suscrito a comienzos de este mes.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes