Familia con 6 dedos quiere 6to título para Brasil

Una familia está cruzando los dedos para que Brasil gane una sexta Copa Mundial de fútbol.

Todos los miembros de la familia Silva, que vive en Aguas Claras, un poblado a las afueras de la capital Brasilia, nacieron con un dedo adicional en cada mano como resultado de un trastorno genético llamado polidactilia.

En lugar de ocultarse de las miradas de curiosas, los 14 miembros de la familia que presentan el trastorno, abarcando cuatro generaciones, parecen aceptar con orgullo su diferencia física.

Y ese orgullo nunca brilla con más intensidad que durante el Mundial de fútbol, cuando saborean la atención de los medios de comunicación brasileños, que colocan a la familia ante sus cámaras con los dedos cruzados con la esperanza de que el equipo nacional agregue un título más a su récord de cinco Copas del Mundo.

"Desde la Copa del Mundo anterior queríamos que Brasil se convirtiera en hexacampeón", dijo Ana Carolina Santos da Silva, algo que sería la envidia del mundo del fútbol. "Pero no ocurrió, así que este año realmente queremos que Brasil logre el sexto".

Más que un obstáculo, tener un dedo extra parece ayudar a la familia Silva a realizar tareas domésticas y desarrollar talentos musicales.

Joao de Assis da Silva, de 14 años, presume su destreza al mover su mano arriba y abajo a lo largo del diapasón de su guitarra.

Su prima María Morena da Silva, de 8 años, también tiene sueños relacionados con la música. "Nunca he tocado el piano, pero quiero aprender, y podría ser más fácil tocar con seis dedos", dice ella.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes